Compartir

Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer

 
Por Júlia Ortiz, Educadora y editora.. 3 octubre 2019
Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer

Es muy frecuente que entre las familias se pregunten si es normal que un bebé sude mucho o si se puede tratar de una alteración. Las glándulas sudoríparas del bebé están en pleno desarrollo y maduración, como todo su cuerpo en general y, la mayoría de las veces, no se trata de una alteración o problema. Se puede intentar reducir esta sudoración observando algunos aspectos o si no es molesta, no hará falta hacer nada.

En este artículo de paraBebés, mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer, resolvemos las posibles dudas que puedes tener.

También te puede interesar: Mi bebé no hace caca: por qué y qué hacer

Mi bebé suda mucho durmiendo

Muchas familias comparten la misma duda: "mi hijo suda mucho por la noche". Debes saber que es muy común que los bebés al dormir suden mucho, mojen las sábanas e incluso se lleguen a mojar totalmente el pelo. Suele ocurrir en la primera fase del sueño y puede darse tanto en verano como en invierno. A continuación, te explicamos algunas de las causas de por qué tu bebé suda mucho durmiendo:

  • Demasiada ropa: la primera opción y la más fácil de resolver es que el bebé lleve demasiada ropa al dormir y su cuerpo tenga que regular la temperatura corporal. Si te preguntas qué puedes hacer, la solución es no poner excesiva ropa al bebé a la hora de ir a dormir. Durante el primer año de vida, es recomendable que el bebé duerma en una superficie plana sin mantas, edredones, cojines o peluches, ya que aumenta la posibilidad de padecer el síndrome de la muerte súbita del lactante.
  • Cena abundante: una duda muy frecuente es " mi hijo suda mucho cuando come en exceso". Puede que el bebé haya cenado mucho y que por esta razón sude en exceso, su cuerpo está haciendo la digestión y este esfuerzo se traduce en sudor. Este punto es más común en bebés que ya han iniciado la alimentación complementaria, aunque también se puede dar en lactantes.
  • Pesadillas o terrores nocturnos: cuando un bebé o niño pequeño tiene pesadillas o terrores nocturnos es muy frecuente que el cuerpo reaccione con una sudoración excesiva. Además, sobre todo con las pesadillas o terrores nocturnos, habrás observado que al bebé le suda la cabeza y está frío, es muy normal cuando se pasa por una situación de miedo o angustia.
  • Características propia del bebé: igual que hay adultos que sudamos más o menos, hay bebés que van a sudar mucho y no tiene por qué haber ningún problema. Si detectamos que el bebé suda mucho durmiendo, es recomendable no abrigarlo en exceso por la noche.
  • Fiebre: es común que de noche suba la fiebre si el bebé está enfermo y por lo tanto, la duda frecuente de "mi bebé tiene la gripe y suda mucho" quede resuelta. También puede sudar mucho si, además de fiebre, tiene tos. Mantenerlo con poca ropa y controlar su temperatura corporal será fundamental.

A mi bebé le sudan mucho los manos y las pies

¿A tu bebé le sudan mucho las manos y los pies?, es totalmente normal, ya que, aproximadamente, hasta los 18 o 20 meses, los bebés tienen el sistema de termorregulación corporal en proceso de maduración. A continuación, te explicamos las posibles causas de que le suden las manos y los pies a un bebé:

  • Temperatura ambiente alta: sobre todo en verano, es recomendable evitar salir de casa durante las horas de más calor y, si estamos en casa, comprobar que la temperatura ambiente sea agradable.
  • Lleva demasiada ropa: tendemos a abrigar más de la cuenta a los bebés, ya que no sabemos exactamente si van a tener calor o frío. Lo ideal, en invierno, es poner un par o tres de capas para poder quitarlas en función de la temperatura ambiente. Si el bebé va a ir en el portabebés, no hace falta ponerle demasiada ropa, ya que la temperatura corporal del adulto va a regular la del bebé y viceversa. Si el bebé va a ir dentro del saco del cochecito, no hará falta ponerle demasiada ropa, ya que los sacos están diseñados para proteger del frío. En verano, se puede llevar al bebé en pañal o con un bodie fino, no hace falta vestirlo demasiado.
  • Calzado poco transpirable: si a tu bebé le sudan los pies, puedes observar si lleva un calzado poco transpirable y, si es así, sustituirlo. Un bebé que no camina no necesita zapatos y además, llevar los pies al aire, le ayudará a conocer y explorar su entorno.
  • Fiebre: cuando un bebé tiene fiebre, suele sudar mucho, mediremos su temperatura corporal y lo dejaremos con poca ropa.

Los bebés lactantes reciben el agua que necesitan a través de la lactancia materna o mixta. En los bebés que ya hayan iniciado la alimentación complementaria, es decir, mayores de 6 meses, además de la leche materna o de fórmula, ya se les puede introducir el agua. Tanto si es un bebé que suda mucho como si no suda en exceso, será esencial mantenerlo hidratado.

Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer - A mi bebé le sudan mucho los manos y las pies

A mi bebé le suda mucho la cabeza

Si te preguntas por qué a un bebé le suda la cabeza, debes saber que puede haber varios factores que provocan la sudoración como, por ejemplo:

  • Mamar: es muy común observar que un bebé mientras es amamantado suda en exceso. El contacto con la madre y el ejercicio de succionar, muchas veces, provocan una sudoración en la cabeza. Puede pasar lo mismo con los bebés que toman biberón.
  • Temperatura ambiente alta: si la temperatura de la calle o de la casa es demasiado alta puede provocar que un bebé sude en exceso. Es más común que ocurra en verano, por las altas temperaturas, aunque en invierno la temperatura de la calefacción también podría causar que el bebé sude en exceso.
  • Esfuerzo físico: en los bebés que ya gatean o empiezan a caminar, es muy común observar que están sudados. También se puede presentar sudoración en una rabieta. Esta sudoración es una respuesta del cuerpo ante un esfuerzo físico que ha estado haciendo el bebé.
  • Demasiada ropa: si un bebé va más abrigado de lo que su cuerpo necesita, este reaccionará mediante la termorregulación, es decir, expulsando el calor que no necesita. Es muy frecuente la duda de "mi bebé suda mucho en la silla del coche", en este caso podemos cubrir la silla con un material transpirable y recordar que en la silla del coche, los bebés deben ir sin chaquetas gruesas, ya que pueden escurrirse por el arnés.
  • Fiebre: si el bebé tiene fiebre, es totalmente normal que le sude la cabeza. Deberemos controlar su temperatura y mantenerlo con poca ropa.
Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer - A mi bebé le suda mucho la cabeza

Hiperhidrosis en los bebés

La hiperhidrosis es un desorden en el proceso de la sudoración y que se manifiesta generando más sudor del que el cuerpo necesita para la termorregulación.

Debemos tener en cuenta que, durante los primeros 20 meses del bebé, su cuerpo está en proceso de maduración y es común que en determinadas ocasiones sude. La hiperhidrosis no se deberá confundir con una sudoración normal en el bebé, ya que cuando existe este desorden, generalmente la persona suda en exceso durante todo el día y no en ocasiones concretas.

Si observamos que el bebé, durante todo el día, está completamente sudado o que le sudan las manos y los pies en exceso, podemos consultar con el pediatra. La hiperhidrosis puede ser primaria o secundaria:

  • Primaria: es una sudoración localizada en las manos, los pies, las axilas, la cara, etc.
  • Secundaria: es una sudoración más generalizada y es más frecuente cuando hay alguna enfermedad infecciosa, endocrina o metabólica.

Mal olor en el sudor de los bebés: ¿es normal?

Hay una duda muy frecuente que es "mi bebé suda mucho y huele mal". Si te preguntas si es normal que el sudor de los bebés tenga mal olor, se deben valorar dos situaciones:

Cuando es normal que un bebé desprenda mal olor

Debemos valorar cuántos días hace que no aseamos al bebé. Si llevamos muchos días sin bañar al bebé que suda mucho es normal que desprenda cierto mal olor en general, aunque no de sudor. En este caso, se deberá valorar cuántos días a la semana lo bañaremos, teniendo en cuenta su higiene corporal. Es importante tener en cuenta que los bebés tienen pliegues y los cuales hay que lavar y secar bien, ya que una mala higiene podría causar rojeces, llagas e infecciones por hongos.

Cuando no es normal que un bebé desprenda mal olor

No se tratará de una situación normal cuando un bebé sude y desprenda un olor similar al sudor de un adulto que no usa desodorante. En este caso, deberá valorarlo un pediatra, ya que se podría tratar de un problema hormonal o de otro tipo.

Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer - Mal olor en el sudor de los bebés: ¿es normal?

Si deseas leer más artículos parecidos a Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud del bebé.

Bibliografía
  • Doménech, E., González, N., & Rodríguez-Alarcón, J. (2008). Cuidados generales del recién nacido sano. Madrid: Asociación Española de Pediatría.
  • Picó, R. B., Castelló, C. H., López, F. G., & López, F. G. (2010). Hiperhidrosis Palmar en la infancia: Simpaticolisis Toracoscópica y encuesta de satisfacción. Canarias Pediátrica, 34(2), 73-76.

Escribir comentario sobre Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer

¿Qué te ha parecido el artículo?

Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer
1 de 4
Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer

Volver arriba