Cuidados del bebé

Qué es el mal de ojo en bebés y cómo curarlo

 
Mary Dulcinia Lugo
Por Mary Dulcinia Lugo. 11 mayo 2022
Qué es el mal de ojo en bebés y cómo curarlo

Si tienes algún bebé dentro de tu núcleo familiar, es posible que ya hayas escuchado hablar del mal de ojo. Se trata de una de las creencias populares más extendidas, en la que se afirma que las personas pueden causar un maleficio a otra por medio de la energía negativa que se transmite a través de la mirada. Es un mal que se asocia mayormente a los bebés, puesto que son más sensibles a la envidia y a las malas vibraciones

Muchas personas lo consideran como un mito popular, sin embargo, sus características son muy estructuradas, por lo que ha sido motivo de diversos estudios científicos a nivel mundial. En este artículo de paraBebés, te contaremos qué es el mal de ojo en bebés y cómo curarlo para que puedas solucionar ese problema tan preocupante y que puede afectar el bienestar físico y emocional de tu bebé.

También te puede interesar: Qué es el pujo en bebés y cómo curarlo

Índice

  1. Qué es el mal de ojo en bebés
  2. Síntomas del mal de ojo en bebés
  3. Por qué se produce el mal de ojo en bebés
  4. Cómo curar el mal de ojo en bebés

Qué es el mal de ojo en bebés

El mal de ojo, también conocido como mal de occhio, se refiere a la creencia de que algunas personas tienen el poder de hechizar o atraer la mala suerte a otra persona cuando la mira con envidia, celos o malos pensamientos. Como los bebés no tienen la fuerza para repeler esas vibraciones, son víctimas de esa energía negativa que llega a afectar su estabilidad y tranquilidad. Incluso, hay quienes piensan que el mal de ojo sin tratar puede causar desgracias o hasta la muerte.

A veces, cuando se habla del mal de ojo en bebés, la gente también se refiere a otras supersticiones. Se cree que la palabra proviene de la palabra persa "ejaf", que tiene sus raíces en la palabra árabe "Ayin", la cual significa ojo. Durante La Edad Media, al mal de ojo se le consideraba como una enfermedad y era muy común en países como Turquía, Grecia e Italia, lugares donde la gente a veces llevaba amuletos contra el mal de ojo alrededor del cuello.

Síntomas del mal de ojo en bebés

El mal de ojo causa mucho malestar y distintos síntomas en los bebés. Por lo general, se manifiestan después de que el infante haya estado en contacto con alguna persona a la que se le considera de “vista fuerte” o de “energía pesada”. Los síntomas del mal de ojo en bebés más comunes son los siguientes:

  • Llanto incontrolable: el bebé empieza a llorar sin razón aparente y no es un llanto por cólicos ni por algún malestar visible. Se trata de un llanto muy fuerte y que no se puede consolar.
  • Alteración del sueño: le cuesta trabajo dormir, incluso no llega a conciliar el sueño, ya que está en un estado de agitación intensa.
  • Somnolencia: en ocasiones, el bebé no tendrá energía y pasará muchísimo tiempo dormido, más de las horas usuales para su edad.
  • Vómitos y diarrea.
  • Alergias sin causa aparente.
  • Fiebre.
  • Reacciona más intenso ante los estímulos.
  • Malestar estomacal.
  • Pérdida del apetito.
  • Defensas bajas.

Todos estos síntomas se pueden dar por separado o varios a la vez. Como se trata de problemas comunes en los bebés, el primer paso es descartar con el pediatra que no se trata de una enfermedad o alguna dolencia física.

Qué es el mal de ojo en bebés y cómo curarlo - Síntomas del mal de ojo en bebés

Por qué se produce el mal de ojo en bebés

La creencia popular dice que el mal de ojo se produce por las malas intenciones o por los pensamientos negativos. Además, la envidia o los celos que se transmiten por la mirada desatan los síntomas y los malestares mencionados anteriormente.

Por otra parte, muchas personas piensan que una mirada de admiración o cargada de excesos de halagos, también provoca mal de ojo en bebés. Por eso, quien lo genera puede ser un familiar o un ser querido, sin que tenga malas intenciones.

Lo cierto es que si el bebé tiene mal de ojo estará más agitado de lo normal, muy rabioso, molesto e inquieto, por lo que habrá que descartar que no se trate de frío, hambre, un pañal sucio o cualquier otra de sus necesidades básicas. En estos casos, te puede ser útil este artículo sobre cómo saber si un bebé tiene frío.

Cómo curar el mal de ojo en bebés

Algunos padres y madres que se preocupan por el mal de ojo de su bebés y le colocan una pulsera roja o un azabache en la muñeca del bebé como señal de protección contra las malas vibraciones. Además, para curar el mal de ojos también aplican algunos rituales específicos como los siguientes:

  • La medicina ancestral indígena americana: muchas personas aseguran que colocar un hilo blanco empapado con saliva de la madre en la frente del bebé evita los síntomas del mal de ojo, ya que lo cubre con las buenas vibraciones de su mamá.
  • Círculo con sal marina en el centro del cuarto del bebé: después de hacer este círculo, debes encender cuatro velas blancas, con mucho cuidado de que estén alejadas de los materiales inflamables. A continuación, se realiza una simple oración de sanación para que restaure la salud del bebé.
  • Limpiarlo con un huevo blanco: compra un huevo blanco y pásalo con cuidado por el cuerpo del bebé. Después, abre el huevo y échalo en un vaso que esté lleno de agua por la mitad. Luego deberás colocarlo debajo de la cuna del bebé para que atraiga las malas vibras.
  • El toque: uno de los métodos más simples para curar el mal de ojo en bebés es hacer que la persona que lo causó simplemente toque al bebé.
  • Un curandero: en las comunidades existen algunas personas que se dedican a curar el mal de ojo y que son especialistas en rezos y rituales. No está de más que te pongas en contacto con ellos para solucionar este incómodo problema.
Qué es el mal de ojo en bebés y cómo curarlo - Cómo curar el mal de ojo en bebés

Si deseas leer más artículos parecidos a Qué es el mal de ojo en bebés y cómo curarlo, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cuidados del bebé.

Bibliografía
  • Lawn JE, Blencowe H, Oza S, You D, Lee AC, Waiswa P et al. (2014) Cada recién nacido: progreso, prioridades y potencial más allá de la supervivencia . The Lancet 384 ( 9938 ), 189–205.
  • O'Neill SA, Clark E y Grietens KP (2017) Cómo proteger a su recién nacido de la muerte neonatal: alimentación infantil y prácticas médicas en Gambia . Foro Internacional de Estudios de la Mujer 60 , 136–143.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 3
Qué es el mal de ojo en bebés y cómo curarlo