menu
Compartir

Succión no nutritiva: qué es, características, funciones e importancia

 
Por Yurisbeth Zanotty. 30 marzo 2021
Succión no nutritiva: qué es, características, funciones e importancia

Para los bebés, succionar es una función que realizan desde que están en la barriga de su madre, siendo un acto que realizan por reflejo o prácticamente por instinto. Se inicia entre las 18 y 22 semanas de gestación, pero es hacia la semana 32 que este movimiento está totalmente funcional.

Cuando los bebés succionan del pecho de su madre o toman del biberón, están realizando una succión nutritiva, porque se están alimentando. Pero existe otro tipo de succión, que aunque no les aporta nutrientes, es importante para ellos por muchas razones. En el siguiente artículo de paraBebés te hablaremos acerca de la succión no nutritiva: qué es, características, funciones e importancia.

Qué es la succión no nutritiva

Tomando en cuenta si existe o no ingesta de alimento, la succión se conoce como: nutritiva y no nutritiva. Es común pensar que la más importante es la succión nutritiva, porque el bebé recibe los nutrientes que necesita para su desarrollo, sin embargo, la succión no nutritiva también es fundamental, porque les permite examinar el ambiente que los rodea y calmarse.

  • Por ejemplo, resulta muy útil cuando se quedan pegados al pecho materno sin extraer leche, porque mientras más succionan los receptores de oxitocina y prolactina se activan y se produce más leche. En realidad ambas succiones son significativas, una no puede existir sin la otra, ambas se complementan para que la alimentación del bebé se logre con éxito.

La succión no nutritiva se inicia entre las 18 y 24 semanas, siendo la primera que se observa en los bebés mientras están en el útero de su madre. Se produce cuando el bebé succiona y traga líquido amniótico, incluso se puede visualizar en las ecografías, cuando están chupándose el dedo.

También al ser una succión más suave lo que traga el bebé es poco, y los movimientos de deglución y respiración son mínimos, por eso se habla que sirve como entrenamiento para la succión nutritiva. Otras formas de hacerlo es con el chupón, cuando el pecho está vació o con su dedo.

Por lo tanto, aunque puede resultar agotador, cuando tu bebé quiera quedarse un poco más al terminar sus tomas de pecho, no lo retires de inmediato y permite que “juegue” un poco, de esta forma le estás ayudando con su entrenamiento al comer, porque con el simple acto de succionar perfecciona la técnica, y los músculos y articulaciones involucradas se desarrollarán adecuadamente. Ese ejercicio también le servirá, para el momento que comience con alimentos sólidos a partir de los 6 meses de edad.

Beneficios de la succión no nutritiva

Veamos la importancia y las bondades de la succión no nutritiva.

  • Se ha demostrado que la succión no nutritiva contribuye a calmar a los bebés inmaduros o enfermos.
  • También los ayuda cuando están irritables y agitados, reduciendo el estrés y el llanto.
  • Les ayuda a regular la frecuencia cardíaca y respiratoria.
  • Promueve a que la succión nutritiva sea firme, eficaz y agradable.
  • Calma el dolor cuando es necesario, por ejemplo, cuando están hospitalizados, al colocarle las vacunas o ante cualquier evento similar.
  • Al promover la producción de leche y mejorar la técnica de succión-deglución-respiración, les ayuda a ganar peso (sobre todo en los prematuros o los que tiene bajo peso por diferentes motivos).
  • Mejora la técnica materna para amamantar.
  • Cuando los bebés practican la succión no nutritiva, se comportan de una forma más organizada y apropiada cuando se alimentan (succión nutritiva).
  • Es beneficiosa para la digestión, porque favorece la movilidad gástrica y la liberación de enzimas.
  • Promueve el descanso y sueño en el bebé.

Además, en los bebés prematuros:

  • Ayuda a pasar de la sonda orogástrica a las tomas por succión más rápido.
  • Mejora la oxigenación y la ventilación, presentando menos eventos de desaturación (ahogamientos que no les permiten respirar y oxigenarse adecuadamente).
  • Permite reducir el tiempo de hospitalización (si es el caso).

Características de la succión no nutritiva

La estimulación no nutritiva permite:

  1. El desarrollo de los sentidos y la motricidad oral.
  2. Es útil para el progreso de las destrezas que debe tener el bebé al alimentarse, tanto en el presente (succión nutritiva), como en el futuro (alimentos sólidos).
  3. Permite que la lactancia materna sea aprovechada eficazmente, porque fortalece los músculos de la cara involucrados en la succión, haciendo que puedan extraer la mayor cantidad de leche posible, sin agotarse o ahogarse.
  4. La estimulación con succión no nutritiva en bebés prematuros permite que se estabilicen las funciones neurológicas, conductuales y su organismo en general, para que pueda responder a otros estímulos que son necesarios para su maduración.
  5. Permite el contacto cuerpo a cuerpo con su madre, en caso de que el bebé practique con su pecho, estableciendo un bonito vínculo entre ambos.

Métodos de succión no nutritiva

Los métodos de succión no nutritiva son todos aquellos que permiten succionar pero no alimentarse. Esta necesidad de succión continua se define como la etapa para satisfacer el instinto primitivo de succionar y explorar todo con la boca, que tenemos todos los seres humanos cuando nacemos, es lo que los psicoanalistas llaman, “la fase oral”.

El pecho materno

El método ideal para succión no nutritiva indudablemente es el pecho materno, y se promueve cuando el bebé se queda pegado luego de las tomas, así se encuentre o no tomando leche. En este momento al estar en contacto con el cuerpo de su madre encuentra la seguridad, la tranquilidad y la estabilidad que tanto necesitan en sus primeras etapas de vida. Esta acción les ayudará incluso en etapas más avanzadas de su niñez, porque estarán nutridos de cariño, amor y seguridad.

El chupete

Como segundo método, encontramos el chupón o chupete, los fabrican de distintas formas anatómicas y de diferentes tamaños para que se puedan adaptar a la boca de los bebés. El chupón permite que la lengua se ubique al frente por acción de la gravedad, perfeccionando el agarre y cambiando el instinto a retraerla. Es útil para lograr el desapego de sus madres sin tanto estrés, de esta forma pueden autoconsolarse, dormir solitos y regularse por ellos mismo. En este artículo respondemos a Cuál es el mejor chupete para un recién nacido.

Como desventajas tenemos que disminuye las experiencias sensoriales y el vínculo con su madre, y para evitar malformaciones bucales en los dientes y el paladar, debe retirarse antes de los dos años de edad. En este artículo explicamos cómo dejar el chupete de forma respetuosa. Esto no sucede con la succión del pecho materno, que es totalmente "ergonómico" y no produce daños en la boca.

Succión digital

Otro método es la succión digital o chuparse el dedo: el cual es un hábito que usan los bebés para calmarse, incluso algunos nacen con él, porque lo han practicado desde que se encuentran en la barriga de su madre. Puede ser útil para desarrollar la succión adecuadamente y satisfacer sus demandas de la fase oral, pero, al igual que el chupón, debe abandonarse antes de los dos años.

Si deseas leer más artículos parecidos a Succión no nutritiva: qué es, características, funciones e importancia, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Alimentación del bebé.

Bibliografía
  • Guido M, Ibarra M, Mateos-Ortiz C, Mendoza N. (2012). Eficacia de la succión no nutritiva en recién nacidos pretérmino. Perinatol Reprod Hum. 26 (3): 198-207
  • Rendón M, Serrano G. (2011). Fisiología de la succión nutricia en recién nacidos y lactantes. Bol Med Hosp Infant Mex. 68(4):319-327
  • Vázquez E, Pérez M, Martín M, Romero A. (2018). Rehabilitación de las alteraciones en la succión y deglución en recién nacidos prematuros de la unidad de cuidados intensivos neonatales. Bol Med Hosp Infant Mex. 75: 15-22

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Succión no nutritiva: qué es, características, funciones e importancia
Succión no nutritiva: qué es, características, funciones e importancia

Volver arriba