menu
Compartir

Cómo bajar de peso después del embarazo

Cómo bajar de peso después del embarazo

Durante el embarazo, el cuerpo se transforma y aumenta algunos kilos. Pero ¿cuándo volverás a tu peso normal? Esta es una de las preguntas más frecuentes que puede llegar a obsesionar a algunas mujeres tras el parto. Así que, deja de obsesionarte por el peso, armoniza tu mente y tu cuerpo y confía en tu capacidad para recuperar la línea de una forma natural.

Reconducir tus hábitos alimenticios o practicar deporte moderado son algunas de las recomendaciones más comunes, pero si quieres saber cómo bajar de peso después del embarazo presta atención a las siguientes claves de este artículo de paraBebés. Con perseverancia, con sentido común y sin prisa lograrás volver a tu peso tras el parto. ¡Toma nota!

Respeta la cuarentena

Grábate esta frase a fuego en tu cabeza: la cuarentena es sagrada. Durante este periodo es aconsejable dejar que tu cuerpo, por sí mismo, se vaya recuperando. Las primeras semanas después de dar a luz verás como se van deshinchando tobillos, pies y piernas y disminuirá la retención de líquidos de una manera completamente natural, sin tener que hacer ningún esfuerzo.

Durante la cuarentena, es importante que te centres en tu bebé y que evites realizar esfuerzos o actividad física tras el parto. También queda prohibido hacer una dieta restrictiva. Lo más importante es adaptarte durante estos días al cambio y no poner en el centro de tu vida tu peso, sino el cambio que conlleva el ser mamá.

Fuera estrés, stop obsesión

Acabas de dar a luz y es normal tener quilos de más, así que no te estreses, nadie espera que pierdas el peso ganado durante el embarazo en apenas unos días. Recuerda que en estos últimos 9 meses tu cuerpo ha sufrido cambios importantes y deberás recuperarte poco a poco. Sin prisa, pero sin pausa. Para ello te recomendamos apartar la obsesión de tu cabeza y no estresarte en absoluto.

La regla del 10%

¿Cómo dejar la obsesión a un lado? Estableciendo metas alcanzables y asumibles semana tras semana o mes a mes, sin que tu objetivo de perder peso sea demasiado alto e implique un esfuerzo descomunal. Aplica la regla del 10%, es decir, establece un objetivo realista que consiste en perder el 10% de tu peso. Siempre es mejor un/a profesional te asesore y acompañe en el proceso de la pérdida de peso, en caso necesario, podrán recomendarte algún producto adelgazante.

Lactancia materna

Entre muchos de sus beneficios, cabe destacar que la lactancia materna puede ser tu mejor aliada a la hora de perder peso tras el parto, puesto que supone un gasto calórico adicional de entre 400 y 500 kcal. Así, mientras estés amamantando a tu bebé podrás seguir alimentándote con normalidad. Evita hacer dietas de choque o pasar hambre mientras des el pecho, puesto que podrías reducir el aporte de nutrientes necesarios tanto en tu organismo como en el de tu bebé.

Busca el equilibrio en las comidas

Ser madre puede resultar estresante y agotador, puesto que pasas a dejar de ser tu propia prioridad y cedes esta posición al bebé. Esto puede provocar un cierto descontrol en las comidas, que se producen de forma irregular y que pasan por cocinar algo rápido, saciante y, en ocasiones, calórico. Por ello, es fundamental intentar equilibrar las comidas intentando establecer ciertos horarios y apostando por una dieta sana y variada. Estructurar tus comidas te ayudará a reducir el apetito voraz y el picoteo entre horas y, en consecuencia, a acelerar el proceso de adelgazamiento.

Cocina para ti

Es importante evitar los alimentos procesados, grasas y azúcares. Aunque a veces no encuentres el tiempo, procura cocinar para ti tanto como puedas, para llevar una dieta sana y equilibrada y lograr tu objetivo más rápidamente. Apuesta por platos rápidos de preparar y sencillos que puedas preparar en gran cantidad y congelar. O bien, dedica una mañana a preparar un batch cooking, es decir, la comida de toda la semana que podrás almacenar y tener lista en el momento oportuno. Para tus platos apuesta por proteínas de calidad como las del pescado, las carnes magras o los lácteos.

Ejercicio regular

Tras la cuarentena, ha llegado el momento de volver a hacer ejercicio, previa consulta con tu ginecólogo. Eso sí, después de dar a luz es mejor empezar poco a poco, con ejercicios de bajo impacto como los paseos que podrás dar, además, con tu bebé. También es muy importante fortalecer los músculos de suelo pélvico. Y si lo tuyo es el deporte más intenso, compagínate con tu pareja para tener más tiempo y poder salir a correr, ir al gimnasio o realizar rutinas cardiovasculares, todas ellas te permitirán bajar de peso de forma más rápida y efectiva.

Cómo bajar de peso después del embarazo - Ejercicio regular

Relajación

Además de una buena dieta y de la práctica de ejercicio, te animamos a buscar un momento para ti, para relajarte. El estrés está desaconsejado para perder peso, puesto que ayuda a almacenar más grasa en tu estómago. Toma descansos regulares y un tiempo para ti misma, y ayudarás a acelerar la pérdida de peso. En este artículo, encontrarás más información sobre cómo gestionar el estrés.

Descanso adecuado

Dormir bien y descansar mejor es fundamental a la hora de perder peso. Aunque es un periodo difícil para ello, cuando el bebé es muy pequeño, trata de dormir lo máximo posible. El descanso te ayudará a perder peso más rápidamente.

Quiérete mucho

Para perder peso de forma efectiva, no hay nada mejor que quererte y escuchar las necesidades de tu cuerpo. Para ello, es imprescindible mantener una buena salud integral, es decir, tanto física como mental. Introduce hábitos saludables en tu vida, cuídate y evita las dietas rápidas que te crearán efecto rebote y alcanzarás el éxito deseado.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo bajar de peso después del embarazo, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud en el embarazo.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
serafina
muy buenos consejos, gracias

Cómo bajar de peso después del embarazo
1 de 2
Cómo bajar de peso después del embarazo

Volver arriba