menu
Compartir

¿Se puede tomar fluoxetina en el embarazo?

 
Por Yurisbeth Zanotty. 29 noviembre 2021
¿Se puede tomar fluoxetina en el embarazo?

La fluoxetina es un medicamento que se usa para tratar los síntomas de la depresión. Concretamente, corresponde al grupo de los Inhibidores Selectivos de la Recaptación de la Serotonina (ISRS), que ayuda a aumentar la acción de este neurotransmisor. Como resultado de toda esta acción, se establece una mejor comunicación entre las neuronas.

La depresión es una condición que se presenta con bastante frecuencia en las embarazadas, debido a múltiples motivos como la edad de concepción, un embarazo no planificado o familia disfuncional. Lo cierto es que existe un porcentaje alto de mujeres que se exponen a fármacos antidepresivos para tratar su condición, sin tomar en cuenta los riesgos. En el siguiente artículo de paraBebés, te informaremos si se puede tomar fluoxetina en el embarazo.

También te puede interesar: ¿Se puede tomar clonazepam en el embarazo?

¿Qué pasa si tomo fluoxetina y estoy embarazada?

Históricamente, los medicamentos para la depresión están restringidos en el embarazo, debido al riesgo de ocasionar daños al feto. Sin embargo, el no tratar oportunamente este tipo de enfermedades en la gestación también resulta peligroso.

La primera opción de tratamiento no debería ser con antidepresivos, ya que en ninguno de ellos existen suficientes pruebas científicas que indiquen que no producen daños. Hasta el momento, la Food and Drugs Administration (FDA) no los ha aprobado en la categoría A, es decir, no clasifica los antidepresivos como seguros en el embarazo. Aun así, la depresión debe ser tratada para evitar daños mayores, razón por la se indica tomar fluoxetina.

Cuándo tomar la fluoxetina en el embarazo

La fluoxetina es un medicamento que se utiliza para tratar múltiples afecciones. A continuación, veremos cuándo tomar fluoxetina en el embarazo, es decir, en qué casos se recetan:

Siempre hay que evaluar las contraindicaciones de tomar fluoxetina, pues la FDA lo clasifica en la categoría C en su escala, lo que significa que este tratamiento puede ocasionar daños irreversibles. A continuación, veremos cuáles son los riegos de tomar fluoxetina en el embarazo.

Riesgos de tomar fluoxetina en el embarazo

¿Se puede tomar fluoxetina en el embarazo? Su uso está justificado en casos de afecciones psiquiátricas específicas como la depresión y la ansiedad, entre otras, en las que el beneficio es mayor que el riesgo. Aun así, hay que tomar precauciones ante los posibles riesgos de malformaciones congénitas que puede desarrollar en el feto. A continuación, te detallamos cuáles son los riesgos de tomar fluoxetina en el embarazo para la madre y para el bebé:

Contraindicaciones de tomar fluoxetina en el embarazo para la madre

Si te preguntas qué pasa si tomo fluoxetina en el embarazo, estos son los principales riesgos de hacerlo:

  • Dificultades en el embarazo.
  • Aborto espontáneo.
  • Presión arterial elevada.
  • Riesgo de parto prematuro.
  • Depresión posparto. En este artículo, te contamos cómo superar la depresión postparto.

Contraindicaciones de tomar fluoxetina en el embarazo para el bebé

¿Qué efectos tiene la fluoxetina? Durante la última etapa del embarazo, la fluoxetina tiene los siguientes riesgos para el feto:

  • Defectos cardiovasculares.
  • Hipertensión pulmonar.
  • Otras enfermedades relacionadas con la incorrecta formación de vasos sanguíneos o del corazón propiamente.
  • Bajo peso al nacer. En este artículo verás cómo hacer para que un bebé prematuro suba de peso.
  • Irritabilidad.
  • Intranquilidad.
  • Sudoración excesiva.
  • Llanto constante.
  • Poca energía.
  • Somnolencia.
  • Dificultad para alimentarse.
¿Se puede tomar fluoxetina en el embarazo? - Riesgos de tomar fluoxetina en el embarazo

Consejos para tomar fluoxetina en el embarazo

La decisión de tomar fluoxetina en el embarazo siempre debe ser valorada por un especialista, como el médico psiquiatra, quien deberá tomar las consideraciones pertinentes y evaluará la mejor conducta a seguir. Durante la primera y la última semana de la gestación, los fetos son más sensibles a los posibles daños o efectos nocivos de los fármacos, por lo que el tratamiento indicado será diferente en estos casos.

¿Qué pasa si se toma antidepresivos en el embarazo? Concretamente, si se consume fluoxetina en el tercer trimestre, es probable que el bebé desarrolle síntomas típicos de abstinencia o problemas con el síndrome de adaptación neonatal, que está relacionado con llanto constante, dificultad para comer, dormir respirar y alimentarse, alteraciones en el patrón del sueño, irritabilidad y temblores.

Por estos motivos, lo más recomendable es que si el medicamento ha sido debidamente recetado por el médico, hay que cumplir con las indicaciones de la dosis y frecuencia correcta. Además, el punto más importante es que se realice un seguimiento adecuado y regular para evaluar que todo marcha bien y prevenir a tiempo los posibles efectos de la fluoxetina que puedan dañar al bebé.

Efectos secundarios de la fluoxetina en el embarazo

La fluoxetina es un fármaco que no debería usarse en el embarazo, pero en ciertas circunstancias está justificado, debido a el cuadro clínico de la futura madre. En los casos en que el tratamiento con fluoxetina deba suspenderse, es importante que no se haga de forma inmediata. Por el contrario, hay que disminuir progresivamente las dosis durante dos semanas para prevenir que aparezcan síntomas del síndrome de retirada.

Si se ha tomado fluoxetina en el embarazo, en especial entre la primera y la última semana de gestación, es probable que esto tenga tengas consecuencias. Veamos cuáles son los efectos secundarios de la fluoxetina en el embarazo en la madre y en el bebé.

Efectos secundarios de la fluoxetina en la madre

Si tomas fluoxetina durante el embarazo, pueden manifestarse las siguientes afecciones:

  • Parto prematuro, es decir, antes de las 37 semanas de embarazo.
  • Rotura prematura de membranas.
  • Aborto.
  • Depresión postparto.

Efectos secundarios de la fluoxetina en el bebé

La fluoxetina también puede afectar al bebé. Veamos qué efectos secundarios produce:

  • Temblor.
  • Convulsión.
  • Llanto frecuente.
  • Bajo peso.
  • Problemas con la alimentación y el descanso.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Se puede tomar fluoxetina en el embarazo?, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud en el embarazo.

Bibliografía
  • Addis A, Koren G. (2000). Safety of fluoxetine during the first trimester of pregnancy. Psychol Med Jan 30 (1): 89-94.
  • Randy K Ward, Mark A Zamorski (2002). Benefits and risks of psychiatric medications during pregnancy. Am Fam Physician Aug 15; 66, 4: Research Library 629.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?
¿Se puede tomar fluoxetina en el embarazo?
1 de 2
¿Se puede tomar fluoxetina en el embarazo?

Volver arriba