Compartir

Perlas de Epstein en bebés: por qué salen y cómo quitarlas

 
Por Eva Martínez Fierro. 29 noviembre 2019
Perlas de Epstein en bebés: por qué salen y cómo quitarlas

Los padres, sobre todo primerizos, están pendientes de cada cambio que se produce en el cuerpo del bebé recién nacido. La salud de los hijos es un tema muy importante y muchas veces los progenitores desconocen las diversas patologías o alteraciones que son muy comunes en los bebés. Es algo que puede llegar a crear una gran preocupación, aunque la mayoría de las veces serán cosas inofensivas.

Las perlas de Epstein son una de ellas. Estas bolas pequeñas que aparecen en la zona bucal del niño, pueden pasar desapercibidas o ser confundidas con una temprana salida de los dientes de leche. Pero, ¿por qué salen? ¿qué podemos hacer para eliminarlas? En este artículo de paraBebés vamos a ver qué son las perlas de Epstein y a responder a todas estas cuestiones.

También te puede interesar: Mi bebé suda mucho: por qué y qué hacer

Qué son las perlas de Epstein

Las perlas de Epstein son unos quistes gingivales que aparecen en la boca de los bebés, sobre todo por la zona de las encías y del paladar.

Para entenderlo más fácilmente, se trata de una alteración bucal que surge en los recién nacidos y que se presenta en forma de bolas de color blanco o amarillo. Son quistes de pequeño tamaño (de 2 a 3 milímetros) que están compuestos por queratina principalmente y son asintomáticos, es decir, no producen ninguna molestia a los bebés y no les van a causar ningún efecto secundario en su desarrollo. Los identificarás como un punto blanco en la encía del bebé.

Es una patología bastante común y se presenta hasta en el 80% de los bebés a las dos semanas de nacer, aproximadamente. Su color blanco y su forma le dan la apariencia de perla, de ahí viene su nombre.

Como hemos mencionado anteriormente, dado a su localización se pueden confundir con la salida de los dientes, algo muy esperado por los padres. Aunque los primeros dientes no suelen salir hasta los 6 meses más o menos, este tiempo puede variar mucho de unos niños a otros y podemos encontrarnos con bebés de 2 o 3 meses que ya tienen alguno. Incluso hay casos esporádicos en los que un bebé nace ya con alguna pieza dental en su boca.

Pero, ¿por qué aparecen las perlas de Epstein? Sigue leyendo para descubrirlo.

Por qué salen las perlas de Epstein en bebés

Como ya sabemos, las perlas de Epstein se hacen visibles en la boca del recién nacido de forma espontánea a los pocos días de nacer. Cuatro de cada cinco niños lo padecen, pero no hay una razón concreta que haga posible su aparición. La causa más probable de la aparición de dichos quistes, tiene su origen en el desarrollo intrauterino del feto. Cuando este se está desarrollando en el útero de la madre, pueden quedar ciertos pliegues de piel bloqueados entre sí, impidiendo que crezca esa parte. Así, se crea una especie de bolsa que se va rellenando de queratina, una proteína presente en el cuerpo humano. Por lo tanto, no podemos hacer nada para prevenir su aparición.

También es posible que las perlas de Epstein aparezcan en la piel de la cara, recibiendo el nombre popular de “engordaderas”, “milias” o “acné neonatal”. Es muy habitual ver a los recién nacidos con esa especie de granitos en la cara debido al rápido crecimiento que tienen en los primeros días de vida.

Cómo quitar las perlas de Epstein en bebés: tratameinto

Las perlas de Epstein no tienen ningún tratamiento específico y, al ser una patología totalmente benigna, no tenemos que hacer nada en especial para hacerlas desaparecer. Igual que han llegado, se irán. Es importante no manipularlas ni intentar quitarlas de ninguna forma, ya que podremos causar alguna lesión en la boca de los bebés que podría llegar a infectarse.

En un plazo de dos semanas aproximadamente, la boca del recién nacido volverá a la normalidad. La succión del biberón, del pezón materno o del chupete, pueden hacer que desaparezcan con mayor rapidez debido al roce que se produce.

Aun así, es el pediatra quien tiene que evaluar cada caso particular y no podemos dar por hecho que cualquier bulto blanco que aparezca en la boca de nuestro bebé sea una perla de Epstein. Hay otras afecciones, como los hongos bucales, que podrían llevarnos a error. En ese caso puede que el bebé tenga también la lengua banca. Por ello, es importante acudir al profesional sanitario en el momento que veamos cualquier cosa alterada en nuestro hijo, ya que él es el encargado de dar el diagnóstico correcto e indicarnos las pautas a seguir en cada momento.

Si deseas leer más artículos parecidos a Perlas de Epstein en bebés: por qué salen y cómo quitarlas, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud del bebé.

Bibliografía
  • Ventiades F., Jhonny, & Tattum B., Karen. (2006). Patología oral del recién nacido. Revista de la Sociedad Boliviana de Pediatría, 45(2), 112-115. Recuperado de: http://www.scielo.org.bo/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1024-06752006000200009&lng=es&tlng=es
  • Vieira, D. (10 de Diciembre de 2013). Quiste odontogénico. Recuperado de https://www.propdental.es/blog/odontologia/quiste-odontogenico/

Escribir comentario sobre Perlas de Epstein en bebés: por qué salen y cómo quitarlas

¿Qué te ha parecido el artículo?

Perlas de Epstein en bebés: por qué salen y cómo quitarlas
Perlas de Epstein en bebés: por qué salen y cómo quitarlas

Volver arriba