Cuidados del bebé

Cómo sacar los gases a un recién nacido

 
Yurisbeth Zanotty
Por Yurisbeth Zanotty. Actualizado: 13 enero 2023
Cómo sacar los gases a un recién nacido

El llanto es la forma que tienen los bebés para avisarle a sus padres que tienen hambre, calor, sed, su pañal está húmedo o están incómodos de alguna manera. Esta necesidad de atención se resuelve cuando son atendidos y la mayoría vuelve a su estado de tranquilidad. Los cuidadores deben aprender a identificar cuándo el llanto no es el habitual.

En el caso de los bebés que tienen gases el panorama es distinto. Generalmente, después de atenderlos siguen llorando inconsolablemente. Este hecho preocupa a los padres al no saber qué medidas tomar para calmarlos. En este artículo de paraBebés, te contamos cómo sacar los gases a un recién nacido con 8 trucos que pueden ayudar a que tu hijo/a expulse de manera más rápida y eficaz todo el aire que tiene acumulado y encuentre alivio a su malestar.

Índice

  1. Cómo saber si un bebé tiene gases
  2. Por qué es importante sacar los gases a un bebé
  3. Causas de los gases en recién nacidos
  4. Métodos para sacarle los gases a un recién nacido
  5. Darle toques suaves en la espalda
  6. Darle toquecitos entre toma y toma
  7. Ponerlo boca abajo
  8. Darle un masaje
  9. Masajear el abdomen
  10. Flexionarle las piernas
  11. Movimientos circulares
  12. Siéntalo en tus piernas
Ver más >>

Cómo saber si un bebé tiene gases

Los gases o cólicos pueden definirse de muchas formas. Una de las más utilizadas es “la regla de tres”, es decir, un llanto que se prolonga por más de tres horas al día, más de tres días a la semana y puede durar más de tres semanas.

Los cólicos afectan a los bebés a partir de los quince días de vida, siendo más intensos entre los tres y cuatro primeros meses y desaparecen en el quinto mes aproximadamente. Los síntomas de los gases en bebés son los siguientes:

  • Irritabilidad.
  • Llanto intenso o nerviosismo.
  • Enrojecimiento del rostro.
  • Piernas flexionadas.
  • Manos cerradas.
  • Abdomen duro.

En este artículo encontrarás más información sobre cómo saber si mi bebé tiene cólicos.

Cómo saber si el bebé llora porque tiene gases

Estos síntomas se presentan sin ningún fundamento aparente. El llanto del bebé es el principal factor que resalta en los episodios de gases. Es importante saber identificarlo observando las siguientes cuatro características en los bebés:

  • Es repentino: tiene inicio y final definido, incluso puede ser a la misma hora, independientemente de lo que el niño o la niña haya estado haciendo antes.
  • Es más fuerte, vigoroso e intenso que los llantos habituales.
  • Los músculos del cuerpo se tensan y el bebé se inclina hacia atrás.
  • No puede ser consolado. Llora sin poder evitarlo de ninguna forma.

Por qué es importante sacar los gases a un bebé

Los gases estomacales de los bebés son como los de los adultos y se eliminan como eructos, un aire que hay que expulsar para conseguir alivio y que forma parte de un proceso totalmente normal.

Los recién nacidos, al principio, pueden tener alguna dificultad para succionar correctamente, lo que hace que mientras toman la leche materna aspiren y traguen gran cantidad de aire. Este aire que se acumula en sus vías digestivas causa malestar, irritación e incomodidad, razón por la cual cuando el bebé no sabe qué hacer para eliminar dicho aire, y comienza a llorar.

Para evitar que el aire acumulado en el estómago cause malestar y molestias al pequeño o la pequeña, es necesario que, en cuanto el recién nacido termine la toma de leche, sea estimulado para sacar los gases, ya que son tan pequeños que muchas veces les cuesta hacerlo solos.

Además, también es común que, pasada la etapa de recién nacido, el infante siga teniendo gases, aunque ya succione bien. El motivo es, principalmente, que durante el primer año de vida se dan cambios en la dieta muy importantes. Normalmente, los bebés pasan de la leche materna a la leche de fórmula como parte de una dieta diversificada, además de que comienzan a tomar ciertos alimentos sólidos. Estas modificaciones hacen que el sistema digestivo se tenga que ir adaptando y, en este proceso, es fácil que se produzcan gases.

Cómo preparar el biberón para evitar los gases en bebés

Si alimentas a tu bebé con preparados de continuación como parte de una dieta diversificada, es importante que en el momento de preparar el biberón, lo agites solo lo necesario para que el polvo se mezcle con el agua. De esta forma, evitarás que se formen demasiadas burbujas de aire en la leche del bebé, lo que ayudará a reducir la posibilidad de que sufra gases.

También es importante que la tetina del biberón siempre esté llena de leche para que el bebé no trague aire. Además, conviene administrar el biberón con el bebé ligeramente incorporado y haciendo pequeñas pausas de vez en cuando para que el infante tenga la oportunidad de eructar si lo desea.

Cómo sacar los gases a un recién nacido - Por qué es importante sacar los gases a un bebé

Causas de los gases en recién nacidos

La razón exacta por la cual los bebés sufren gases es desconocida, pero algunas teorías postulan que las causas de los gases en recién nacidos son las siguientes:

  • Inmadurez del aparato digestivo.
  • Alergias a los alimentos: cuando reciben solo lactancia materna y la madre ingiere comida que le produce gases o alergias. También ocurre cuando los bebés son alimentados con fórmulas artificiales que se basan en proteínas derivadas de leche de vaca.
  • Intolerancia a la lactosa: si la lactosa no se absorbe en el intestino, produce lactobacilos y bifidobacterias que alteran la composición de la lactosa y se genera ácido láctico e hidrogeno. Estos dos compuestos promueven la distensión abdominal y, por consiguiente, los gases.
  • Estreñimiento: puede ser causado por la inmadurez neurológica del colon, lo que conlleva a que el vaciado gástrico sea lento y, por consiguiente, las evacuaciones se retrasen.
  • Componente psicológico: es considerado no por parte de los infantes, sino por el inadecuado manejo de los padres ante el estrés, que los vuelve ansiosos y agobiantes ante situaciones que son fáciles de resolver. Aunque no es una causa a ciencia cierta, sí contribuye a que aumenten los episodios de llanto y dolor en caso de cólicos.
  • Malas técnicas de alimentación empleadas: alimentarlos más de la cuenta o hacerlo de forma muy rápida.
  • Bebés prematuros.
  • Depresión de la madre antes o después del parto. Conoce los síntomas de depresión postparto en mujeres.

Métodos para sacarle los gases a un recién nacido

Para sacar los gases a un recién nacido es muy importante hacer eructar al bebé al finalizar con la alimentación. ¿Hasta cuándo se le sacan los gases a un bebé? Es recomendable sacar los gases hasta que los bebés se muevan por sí solos porque esto permitirá que el intestino también tenga movimiento y los gases se expulsen de forma espontánea. Cada caso es diferente, pero generalmente ocurre entre los 3 a 4 meses.

¿Qué pasa si mi bebé no eructa y lo acuesto? Los eructos contribuyen a sacar el aire del estómago de los bebés de forma eficaz. Cuando no eructan y se acuestan, lo más probable es que hagan reflujo, es decir, se les devuelva la leche por la boca. Posteriormente, comienzan episodios de cólicos. También resulta peligroso acostarlos sin eructar, porque, al devolverse la leche, corren el riesgo de ahogarse si los padres no están vigilantes.

De esta forma se previenen dolores, vómitos, cólicos y otras complicaciones. Descubre qué hacer si el bebé vomita mucho. Para prevenirlo, en los siguientes apartados veremos 7 métodos distintos para sacar los gases a un recién nacido.

Darle toques suaves en la espalda

¿Cómo sacar los gases a un bebé recién nacido? Uno de los métodos para favorecer la expulsión de gases en un recién nacido es colocarlo recto sobre tu hombro y, con la mano ligeramente ahuecada, darle toques suaves en la espalada hasta que escuches que eructa o bota los gases. Recuerda colocar en tu hombro un babero para que no te ensucies si el bebé expulsa un poco de leche. En este artículo, te contamos más sobre cómo hacer eructar a un bebé.

Cómo sacar los gases a un recién nacido - Darle toques suaves en la espalda

Darle toquecitos entre toma y toma

Otra de las posturas para favorecer al bebé la expulsión de sus gases. En esta ocasión, deberás darle toquecitos entre toma y toma, no importa que debas interrumpir la succión. Esta es la mejor forma de asegurar que está comiendo adecuadamente. En este artículo, encontrarás más información sobre cuánto debe comer un bebé recién nacido.

Ponerlo boca abajo

¿Qué hacer para expulsar los gases rápido? Para llevar a cabo esta posición se debe acostar al niño boca abajo sobre un brazo, y estimular la espalda para sacar los gases con el otro brazo. Esta postura permite que el abdomen del bebé ejerza presión sobre el brazo del adulto que lo sostiene y, por lo tanto, estimule la expulsión de los gases.

Para que este truco sea totalmente eficaz es de suma importancia que el bebé se quede con la cabeza un poco más alta que el resto de su cuerpo, formando una línea diagonal que ayuda a que el gas salga de manera más fácil. Balancear al bebé en esta posición mientras le das palmaditas en la espalda también lo ayudará a expulsar los gases.

Darle un masaje

¿Qué es bueno para sacarle los gases a un recién nacido? Si lo vas a colocar boca abajo, procura que no se encuentre totalmente acostado por que la leche se le puede devolver. También puedes sostenerlo ligeramente sentado en tus piernas y masajear la espalda con movimientos hacia arriba. Sin duda, una buena técnica para sacarle los gases a tu bebé recién nacido.

Otra manera muy eficaz de hacer que un bebé expulse los gases es masajear su abdomen. Acuéstalo boca arriba sobre la cama, baja un poco su pañal y comienza a masajear su ombligo dibujando círculos en el sentido de las agujas del reloj y abriendo los círculos a medida que vas dando el masaje. Antes de hacer este truco para sacar los gases recuerda frotar tus manos para que estén calientes y no le resulte desagradable tu temperatura en su piel.

Cómo sacar los gases a un recién nacido - Darle un masaje

Masajear el abdomen

¿Cómo sacar los gases a un recién nacido? Otros de los métodos para ayudar a los bebés a expulsar gases es masajear su abdomen. Entre toma y toma, acuéstalo boca arriba sobre la cama, baja un poco su pañal y comienza a masajear su ombligo dibujando círculos en el sentido de las agujas del reloj y abriendo los círculos a medida que vas dando el masaje.

Nunca lo hagas después de comer. Puedes masajear su abdomen con tu mano en sentido contrario de las agujas del reloj. Estos movimientos ayudan a que la digestión se realice sin problemas y suelte los gases fácilmente. Antes de hacer este truco para sacar los gases, recuerda frotar tus manos para que estén calientes y no le resulte desagradable tu temperatura en su piel.

Flexionarle las piernas

¿Cómo sacar los gases a un recién nacido? También entre toma y toma, nunca después de comer, puedes colocarlo boca arriba y realizar un ejercicio con sus piernas, flexionando ambas hasta que toquen su barriguita y luego las estiras con suavidad. Repítelo 5 veces, descansa y luego repítelo nuevamente para que tu bebé expulse todos los gases correctamente.

Movimientos circulares

Otro de los trucos para ayudar a expulsar gases a un recién nacido es hacer lo mismo que en el ejercicio anterior y ejecutar movimientos de bicicleta, como si le estuviera dando a los pedales. También puedes probar a realizar movimientos circulares de un lado al otro, siempre con delicadeza. Te mostramos cómo hacerlo paso a paso:

  1. Tumba a tu bebé boca arriba sobre la cama y, sujetando sus tobillos al tiempo que acercas sus rodillas hacia su abdomen, ejerce suavemente un poco de presión.
  2. Después, estira sus piernas suavemente hacia la posición inicial.
  3. Repite este movimiento varias veces seguidas.
  4. Otra manera de estimular la expulsión de gases en esta misma postura es sujetar sus dos piernas y jugar suavemente con ellas como si el bebé estuviera pedaleando una bicicleta.

Por último, es importante recordar que si tu bebé es propenso a padecer de gases, no eructa con facilidad y devuelve la leche por la boca, es probable que esté presentando síntomas de reflujo gastroesofágico y probablemente requiera de cambios en su alimentación. Recuerde siempre consultar a su pediatra ante signos de alarma constantes y sin explicación.

Cómo sacar los gases a un recién nacido - Movimientos circulares

Siéntalo en tus piernas

Otra manera muy eficiente para ayudar a un bebé a que expulse los gases es sentarlo de manera erguida sobre tus piernas, sosteniendo su barbilla y dándole palmaditas en la espalda. Esta posición es recomendada para bebés que tienen al menos seis meses, que han desarrollado mayor tono muscular y consiguen sentarse cómodamente sin balancearse. Si tu bebé tiene menos de seis meses opta por cualquiera de los trucos anteriores para evitar lesiones en su espalda y cuello.

Igualmente si tu bebé sufre de cólicos, consulta con el pediatra y puedes informarte más en el artículo Cómo aliviar los cólicos de los bebés.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo sacar los gases a un recién nacido, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cuidados del bebé.

Bibliografía
  • Cólicos en el lactante. (2005). Medwave. 5:(9):e1968 doi: 10.5867/medwave.2005.09.1968
  • Guerrero-Fdez J. Cólicos del lactante [Monografía en Internet]. Web PEDiatrica.com. [actualizado en septiembre 2007; consultado el 22/03/2021]. Disponible en: http://www.webpediatrica.com/infopadres/pdf/colicos.pdf
  • Issell Nicolle Aguirre y col. (2020). Trastornos Funcionales Digestivos del Lactante. iMedPub Journals, 16, (2):2.
Escribir comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 5
Cómo sacar los gases a un recién nacido