Compartir

Barriga baja en el embarazo: cómo es y qué indica

 
Por Sheila Peón. 27 febrero 2020
Barriga baja en el embarazo: cómo es y qué indica

La barriguita de una embarazada es única. Cada una de ellas tiene una forma: unas son más redondeadas, otras con forma más picuda, las hay altas, bajas, anchas, prominentes, discretas… Pero esto no solo varía de una mujer a otra, ya que incluso tratándose de la misma mujer, dentro de un mismo embarazo pero encontrándose en diferentes etapas del mismo o tratándose de gestaciones distintas también puede hacer cambiar la forma de su vientre.

Hoy nos vamos a centrar en las barrigas bajas, ¿te has preguntado alguna vez qué significa tenerla así? En este artículo de paraBebés veremos cómo saber si se tiene la barriga baja en el embarazo, cómo es la barriga baja y qué nos indica tener el vientre bajo durante la gestación.

Cómo saber si tengo la barriga baja en el embarazo

Hablamos de barrigas altas o de barrigas bajas en función de la altura a la que se encuentre de forma visual en relación con el cuerpo de la mujer.

Si te encuentras en la recta final de tu embarazo y quieres saber si tu barriga ha descendido un poco, tendrás que estar atenta a varios factores, entre ellos nos podemos encontrar los siguientes:

  • Se nota una modificación en la forma del abdomen.
  • La respiración se realiza con mayor facilidad, ya que hay más cantidad de espacio para que los pulmones se puedan expandir.
  • Se sufren menos episodios de acidez estomacal y las digestiones se vuelven más fáciles y más llevaderas.
  • Hay necesidad de orinar con mayor frecuencia a causa de que existe más presión en la vejiga, ejercida por la cabeza del feto.

Estas pequeñas pruebas nos indican que la barriga ha bajado, y esto se debe a que la cabeza del bebé ha descendido por la pelvis de la madre hasta encajarse, para prepararse cuando llegue el momento del parto.

Cómo es la barriga baja en el embarazo

El encajamiento de la cabeza del bebé hace que visualmente notemos la tripa más baja e inclinada hacia delante. Aunque en algunos casos nunca se va a llegar a notar dicho encajamiento, ya que hay mujeres que desde antes de este momento ya tienen la barriga baja a lo largo de su embarazo.

Existen multitud de causas que pueden dar una forma u otra al vientre durante la gestación. Los factores que influyen en la forma de la barriga son:

  • La altura y el tamaño de la futura madre. Cuanto más pequeña en estatura sea la madre, menor tamaño tiene el tronco, por lo que la barriga de esta se verá más abultada hacia delante, ya que el bebé tiene que encontrar espacio donde poder desarrollarse. En cambio, si la mujer es más alta, el feto tiene más sitio dentro del vientre y esa tripa se observará más estilizada.
  • Los movimientos del bebé y la postura que adopte en ese momento.
  • Si es una gestación de varios bebés a la vez, la barriga lógicamente se apreciará más prominente.
  • El número de embarazos. No es lo mismo ser primeriza que estar embarazada por segunda vez o más. Después de haber pasado por un embarazo previamente, la barriga suele estar más baja y abultada, ya que los músculos se vuelven más flácidos.
  • Si se tiene obesidad previa. Esto hace que se disimule bastante la tripita.
  • El estado previo de los músculos abdominales de la madre. Cuanto más tonificados estén, la barriga estará más alta ya que estos se encargan de sostenerla. En cambio, si los músculos no son tan fuertes y se encuentran un poco laxos, la tripa será más baja y prominente.

 

Qué significa tener la barriga baja en el embarazo

Uno de los grandes mitos que es posible que hayas escuchado alguna vez es el de adivinar el sexo del bebé por la forma que tiene la barriga. Se creía que una barriga más alta se corresponde con el sexo femenino y una barriga más caída significaba que se trataba de un niño. Pero se ha demostrado que esto no tiene nada que ver.

La barriga baja en la recta final de la gestación significa que se ha producido el “aligeramiento” o “encajamiento”, que quiere decir que el bebé ya ha descendido por la pelvis de la madre. Esto popularmente da a entender que el momento del parto está muy cerca, pero no debemos hacer mucho caso a esto porque puede equivocarse, sobre todo si es el caso de las mamás primerizas.

Cuando se trata del primer embarazo, el encajamiento puede producirse unas semanas antes de dar a luz, entre 2 y 4 o incluso más, y en las mujeres que ya han dado a luz antes, puede que el descendimiento no suceda hasta el momento del parto, por lo tanto no es un buen indicador para saber cuándo va a nacer el bebé.

Puede que te interesa conocer Los síntomas 15 días antes del parto.

Si deseas leer más artículos parecidos a Barriga baja en el embarazo: cómo es y qué indica, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud en el embarazo.

Bibliografía
  • Eisenberg, A.; Eisenberg Murkoff, H.; Hathaway, S. E. (1995). Qué esperar cuando se está esperando.
  • Healthwise. (2019). Embarazo: descenso (aligeramiento).

Escribir comentario sobre Barriga baja en el embarazo: cómo es y qué indica

¿Qué te ha parecido el artículo?

Barriga baja en el embarazo: cómo es y qué indica
Barriga baja en el embarazo: cómo es y qué indica

Volver arriba