Alimentación del bebé

Señales de mal agarre en la lactancia materna

Señales de mal agarre en la lactancia materna

Si estás comenzando tu viaje de lactancia materna o tienes algunas preocupaciones, déjanos decirte que no estás sola. La lactancia materna es un momento hermoso y especial entre mamá y bebé, pero también puede ser un desafío. Identificar si tu bebé tiene un agarre incorrecto es esencial para evitar problemas como dolor en el pecho y una disminución en la producción de leche.

En este artículo de paraBebés te proporcionaremos información vital sobre las 10 señales clave de un mal agarre en la lactancia materna y te proporcionaremos consejos expertos sobre cómo corregirlo. Reconocer estas señales es fundamental para asegurar una lactancia exitosa y cómoda para ambos.

Índice

  1. Dolor durante la lactancia
  2. Labios apretados hacia dentro
  3. Sonidos de chasquido
  4. Incomodidad durante la lactancia
  5. Pezones aplanados o deformados después de dar el pecho
  6. Insatisfacción o hambre tras las tomas
  7. Poca ganancia de peso
  8. Pezones agrietados
  9. Menos pañales mojados
  10. Bebé somnoliento durante la lactancia

Dolor durante la lactancia

Uno de los indicadores más notorios de un mal agarre es el dolor. Por ello, es importante prestar atención a si sientes dolor en los pezones o en toda la mama durante la lactancia. Un agarre incorrecto puede hacer que tu bebé mame directamente del pezón en lugar de tomar una zona más amplia de la areola, lo que puede causar irritación, dolor y grietas en tus pezones. Asegúrate de que tu bebé tenga una boca bien abierta al tomar el pecho.

Si sientes dolor, libera la succión suavemente y vuelve a enganchar al bebé. Busca la ayuda de un especialista en lactancia si el dolor persiste.

Labios apretados hacia dentro

Cuando tu bebé se agarra correctamente al pecho, sus labios deben estar succionando hacia afuera de forma normal. En cambio, si notas que los labios de tu bebé están apretados hacia adentro o se ven invertidos mientras mama, esto podría ser una señal de un agarre deficiente.

Para abordar este problema, asegúrate de que tu bebé esté correctamente posicionado al tomar el pecho y verifica que su boca cubra una gran parte de la areola y no solo el pezón. Si continúas observando que los labios están apretados hacia adentro, puedes intentar suavemente deslizar tu dedo meñique entre los labios de tu bebé y tu pecho para ayudar a que se abran más ampliamente.

Por otro lado, algunos bebés pueden tener un reflejo de succión más débil, lo que hace que tengan dificultades para mantener los labios firmemente sellados alrededor del pezón. Esto puede dificultar la succión efectiva.

Sonidos de chasquido

La lactancia materna debe ser silenciosa. Si escuchas ruidos de chasquidos fuertes mientras tu bebé se alimenta, esto podría indicar que no está logrando un buen agarre. Estos ruidos pueden ser una señal de que tu bebé está succionando el pezón en lugar de tomar suficiente tejido mamario, lo que ocasiona que no se produzca un buen sellado de la boca y entre aire.

Para evitarlo, alinea la boca de tu bebé con tu pecho y comprueba que su labio inferior esté hacia afuera. Esto ayudará a reducir la entrada de aire.

Señales de mal agarre en la lactancia materna - Sonidos de chasquido

Incomodidad durante la lactancia

Si notas que tu bebé parece incómodo mientras se alimenta, esto podría ser un indicio de un agarre inadecuado. Los bebés que tienen dificultades para obtener suficiente leche debido a un mal agarre pueden mostrar signos de frustración y desesperación durante la lactancia.

Verifica que tu bebé tenga una posición adecuada al tomar el pecho. Asegúrate de que esté bien posicionado y que su boca cubra una gran parte de la areola, no solo el pezón. En este artículo te explicamos Por qué mi bebé se desespera cuando toma pecho

Pezones aplanados o deformados después de dar el pecho

Después de una toma, tus pezones deben mantener su forma natural. Si observas que están aplanados, estirados o deformados, esto es una de las señales de mal agarre en la lactancia materna. En estos casos, puede que tu bebé no esté tomando una cantidad adecuada de tejido mamario está centrando su succión en el pezón.

Asegúrate de que tu bebé esté correctamente posicionado y busca la ayuda de un especialista en lactancia para corregir el agarre. En este artículo, te mostramos Cómo amamantar el pezón plano.

Insatisfacción o hambre tras las tomas

Si tu bebé parece seguir hambriento o insatisfecho después de las tomas, es un signo de que no está recibiendo suficiente leche. Esto podría deberse a un agarre inadecuado que dificulta la transferencia de leche de manera efectiva. Consulta a un especialista en lactancia para evaluar el agarre de tu bebé y ajustar la posición si es necesario. En este artículo, te contamos Cómo saber si tu bebé se queda con hambre.

Señales de mal agarre en la lactancia materna - Insatisfacción o hambre tras las tomas

Poca ganancia de peso

El crecimiento adecuado es un indicador importante de que tu bebé está recibiendo suficiente leche materna. Si tu bebé no está ganando peso de manera constante y adecuada, podría ser consecuencia de un mal agarre que limita su ingesta. Busca la ayuda de un profesional de la salud para monitorear el crecimiento de tu bebé y tomar medidas si es necesario.

Pezones agrietados

Las grietas en los pezones son un problema común asociado con un agarre deficiente. Un buen agarre ayudará a disminuir el pezón agrietado y las complicaciones que conducen al cese temprano de la lactancia materna[2]. Cuando tu bebé no toma suficiente tejido mamario y se concentra en el pezón, puede causar abrasión y grietas dolorosas.

Considera aplicar una pequeña cantidad de leche materna en el pezón después de cada toma. La leche materna tiene propiedades curativas naturales y puede ayudar a acelerar la recuperación de la piel dañada. Diversos estudios sugieren que aplicar simplemente leche materna extraída sobre el pezón agrietado, puede ser igual o más beneficioso que la aplicación de un ungüento como la lanolina[1]. En este artículo, te contamos Cómo curar las grietas del pezón en la lactancia.

Menos pañales mojados

La cantidad de pañales mojados de tu bebé es una de las señales de mal agarre en la lactancia materna. Si notas que hay menos pañales mojados de lo esperado, esto podría indicar que tu bebé no está obteniendo suficiente leche debido a un mal agarre. Consulta a un especialista en lactancia para evaluar la lactancia de tu bebé y asegurarte de que esté recibiendo suficiente leche.

Señales de mal agarre en la lactancia materna - Menos pañales mojados

Bebé somnoliento durante la lactancia

Un bebé que se queda dormido rápidamente durante la lactancia puede ser una señal de mal agarre en la lactancia materna. Si no está tomando suficiente leche, puede fatigarse rápidamente y quedarse dormido antes de estar completamente satisfecho.

Mantén a tu bebé despierto y activo durante las tomas, y asegúrate de que esté tomando suficiente tejido mamario. Si sigue quedándose dormido, consulta a un especialista en lactancia para obtener orientación.

Reconocer estas señales de mal agarre en la lactancia materna y tomar medidas tempranas puede ayudar a mejorar la experiencia de lactancia, tanto para ti como para tu bebé.

Si deseas leer más artículos parecidos a Señales de mal agarre en la lactancia materna, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Alimentación del bebé.

Referencias
  1. Dennis CL, Jackson K, Watson J. (2014). Interventions for treating painful nipples among breastfeeding women. Cochrane Database Syst Rev ;(12):CD007366. doi: 10.1002/14651858.CD007366.pub2. PMID: 25506813.
  2. Puapornpong P, Raungrongmorakot K, Manolerdtewan W, Ketsuwan S, Sinutchanan W. (2015) The Number of Infant Feeding Positions and the 6-Month Exclusive Breastfeeding Rates. J Med Assoc Thai;98(11):1075-81. PMID: 26817177.
Bibliografía
  • Westerfield KL, Koenig K, Oh R. (2018) . Breastfeeding: Common Questions and Answers. Am Fam Physician ;98(6):368-373. PMID: 30215910.

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 4
Señales de mal agarre en la lactancia materna