Salud en el embarazo

Cómo llevar un embarazo con sobrepeso sin riesgos

 
Leidy Mora
Por Leidy Mora. 9 enero 2023
Cómo llevar un embarazo con sobrepeso sin riesgos

El sobrepeso es una condición que afecta alrededor del 40% de las embarazadas y que se considera un factor de riesgo para la aparición de posibles complicaciones a lo largo de la gestación. Sin embargo, es posible evitar que el sobrepeso afecte la salud del embarazo y lograr que transcurra con total normalidad, siempre y cuando se mantengan buenos hábitos como mantener una dieta saludable o dormir bien.

En este artículo de paraBebés te explicaremos cómo llevar un embarazo con sobrepeso sin riesgos, describiendo 10 consejos para ayudarte a lograrlo.

También te puede interesar: Dieta para embarazadas con sobrepeso
Índice
  1. Qué pasa si estoy embarazada y tengo sobrepeso
  2. Acude a todas las consultas prenatales pautadas
  3. Controla el peso desde el inicio del embarazo
  4. Lleva una dieta saludable
  5. Organiza tu menú semanal
  6. Reparte tus comidas
  7. Escoge snacks saludables
  8. Realiza ejercicios
  9. Mantente hidratada
  10. Consume suplementos prenatales
  11. Duerme bien
Ver más >>

Qué pasa si estoy embarazada y tengo sobrepeso

Hablamos de sobrepeso cuando el índice de masa corporal IMC (relación entre altura y peso) se encuentra entre 25,0 y 29,9 según el Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Por lo tanto, cuando el IMC es mayor a 30,0 se considera obesidad.

Tener sobrepeso desde el inicio del embarazo puede influir en el buen desarrollo del mismo y aumentar las probabilidades de sufrir algunas complicaciones propias de esta etapa que puedan poner en riesgo la vida de la madre y del bebé. A continuación te mostramos algunas de ellas:

  • Apnea de sueño.
  • Hipertensión gestacional.
  • Preeclampsia.
  • Problemas de coagulación sanguínea.
  • Diabetes gestacional.
  • Aborto espontáneo.
  • Mayor riesgo de cesárea.
  • Partos prematuros.
  • Trabajo de parto prolongado.
  • En los bebés también pueden darse defectos congénitos, macrosomía, distocia de hombros durante el parto, problemas de crecimiento, obesidad infantil, asma, entre otras complicaciones.

La buena noticia es que muchas de estas enfermedades se pueden prevenir o tratar adecuadamente si se controla el aumento de peso a lo largo del embarazo y se promueve la adquisición de buenos hábitos, así como seguir las recomendaciones del médico y la matrona y, en caso de ser necesario, de otros miembros del equipo de salud, como son el endocrinólogo y el nutricionista.

Acude a todas las consultas prenatales pautadas

Lo ideal en mujeres con sobrepeso es que el control médico comience desde antes de la concepción, de esta forma el especialista podrá indicar el tratamiento adecuado para lograr un embarazo sano. Suele basarse en la modificación de la dieta diaria para el control y disminución de peso y el consumo de ácido fólico. Aquí encontrarás Por qué tomar ácido fólico antes del embarazo.

En las consultas prenatales el médico evalúa cómo es la salud de la madre y del bebé. Esto lo hace a través de exámenes sanguíneos, evaluación de la presión arterial, control del peso, valoración del crecimiento fetal, entre otros.

Es en estos encuentros donde puedes aclarar las dudas que tengas en relación a la alimentación y las actividades que recomiendan realizar para reducir aumento de peso extra, así como también los posibles síntomas que pudieran relacionarse con la aparición de enfermedades propias del embarazo.

Controla el peso desde el inicio del embarazo

A lo largo del embarazo, es normal que se ganen entre 11, 5 y 16 kilos. No obstante, el Instituto de Medicina de Estados Unidos recomienda que las mujeres con sobrepeso solo aumenten entre 6,8 y 11 kilos.

El médico establecerá desde el primer encuentro cuál es tu Índice de Masa Corporal IMC, cuántos kilos recomienda que ganes mensualmente y algunas maneras de controlar el peso desde el inicio del embarazo, con el fin de evitar ganar más peso de lo esperado y así mantener a raya los problemas que puedan generarse en consecuencia.

Lleva una dieta saludable

La alimentación es otro factor clave para mantener la salud del embarazo. No obstante, es importante tener en cuenta que durante el embarazo es contraproducente bajar de peso y hacer dietas estrictas e hipocalóricas.

Por el contrario, se debe llevar una dieta equilibrada, incluyendo alimentos que den suficiente energía y los nutrientes necesarios para mantener la salud de la madre y el buen desarrollo del bebé. Lo ideal es incluir frutas, verduras, hortalizas, legumbres, carnes magras y pescado, que aporten vitaminas y minerales como acido fólico, calcio, hierro, magnesio, potasio. También es importante incluir alimentos que sean ricos en omega-3 y 6, proteínas y fibra.

Lo que definitivamente se debe dejar a un lado si tienes sobrepeso en el embarazo son los alimentos procesados y ricos en grasas trans, como la bollería industrial. A su vez, es recomendable cocinar en casa, utilizando métodos de cocción bajos en grasas como al vapor, a la plancha, al horno o a la parrilla.

Cómo llevar un embarazo con sobrepeso sin riesgos - Lleva una dieta saludable

Organiza tu menú semanal

Una excelente técnica para mantener a raya el sobrepeso y evitar ganar kilos de más en el embarazo es a través de la organización del menú semanal. De esta forma, podrás balancear los alimentos que consumas y variar las comidas día a día.

Si tienes dudas sobre cómo hacerlo puedes pedir ayuda a un nutricionista para que te guíe en esta tarea. Este/a profesional planificará un menú semanal de acuerdo a tu peso, IMC y a la etapa del embarazo en la que te encuentres.

Reparte tus comidas

Durante el embarazo, se recomienda repartir las comidas en 5 raciones diarias, en pequeñas cantidades. Conviene que estas sean espaciadas y que incluyan variedad de alimentos.

Esta técnica ayudará a hacer las digestiones más ligeras, que en esta etapa pueden hacerse pesadas por la acción hormonal sobre el sistema gastrointestinal, además de controlar la ansiedad entre comidas que podrían influir en el aumento de peso.

Escoge snacks saludables

Para llevar un embarazo saludable con sobrepeso, debes olvidarte de golosinas y snacks pocos saludables como patatas fritas, bollerías, o comidas rápidas. Cambia esto por frutos secos, frutas, cereales o yogurt. Además de calmar el hambre, te aportarán un extra de nutrientes muy necesarios para bienestar del embarazo.

Realiza ejercicios

Caminar 30 minutos diariamente, nadar, hacer yoga o pilates para embarazadas, entre otras actividades, ayudan a mantener el peso adecuado a lo largo de la gestación. Con ellas también puedes prepararte para el parto y recuperarte más fácilmente durante el posparto. Aquí encontrarás algunos Ejercicios de yoga para embarazadas.

Lo indicado es realizar al menos 150 minutos de actividad aeróbica de intensidad media durante la semana. Comienza gradualmente y ve a tu ritmo, lo más importante es evitar el sedentarismo.

Cómo llevar un embarazo con sobrepeso sin riesgos - Realiza ejercicios

Mantente hidratada

Una buena hidratación en el embarazo ayuda a mantener una buena circulación, disminuir la retención de líquidos, transportar nutrientes, eliminar desechos, favorecer las digestiones y también a evitar kilos de más.

Para mantener un embarazo saludable, no esperes tener sed para hidratarte. Bebe al menos 2 litros de agua diariamente e incluye frutas y verduras ricas en agua en tus menús, así como también, caldos y zumos de frutas.

Consume suplementos prenatales

Cuando hay sobrepeso u obesidad, puede darse una mala absorción de vitaminas, como los folatos, o generarse una carencia de vitamina D. Por esta razón, el médico puede indicar suplementos que contengan vitaminas y minerales como el hierro, calcio, potasio, magnesio, para garantizar de esta manera que tanto tú como tu bebé contéis con los nutrientes necesarios para el buen desarrollo del embarazo.

En el siguiente artículo encontrarás ¿Qué pasa si no tomo vitaminas durante el embarazo?

Cómo llevar un embarazo con sobrepeso sin riesgos - Consume suplementos prenatales

Duerme bien

La calidad y las horas de sueño pueden influir en el peso de la embarazada. Dormir mal favorece el aumento de peso, así como también el riesgo de sufrir patologías resultantes del poco descanso y estrés.

De igual forma, los continuos malestares durante esta etapa pueden afectar al sueño de la embarazada. Para evitarlo, existen técnicas que pueden practicarse para favorecer el buen descanso, como evitar las comidas copiosas y bebidas con cafeína durante la noche, así como el consumo de líquidos antes de dormir.

En definitiva, puedes llevar un embarazo totalmente saludable con cuando sobrepeso, siempre y cuando seas consecuente con el cuidado diario y mantengas un estilo de vida sano. Sin embargo, si experimentas síntomas que podrían ser consecuencia del sobrepeso lo mejor será consultarlo con tu médico. El tratamiento rápido y oportuno de las enfermedades disminuirá el riesgo de desencadenar complicaciones que pongan en riesgo tu vida y la del bebé.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo llevar un embarazo con sobrepeso sin riesgos, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud en el embarazo.

Bibliografía
  • National institute of diabetes and digestive and kidney diseases (2022). Recomendaciones de salud para las mujeres embarazadas. Recuperado de: https://www.niddk.nih.gov/health-information/informacion-de-la-salud/control-de-peso/alimentacion-saludable-actividad-fisica-vida/mujeres-embarazadas
  • Pacheco, J. (2017). Gestación en la mujer obesa: consideraciones especiales. An. Fac. med. vol.78 N°.2 Lima. Recuperado de: http://www.scielo.org.pe/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1025-55832017000200017
Escribir comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 4
Cómo llevar un embarazo con sobrepeso sin riesgos