Compartir

Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años

 
Por Eva Martínez Fierro. 25 marzo 2020
Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años

La etapa comprendida entre el nacimiento y los dos años de edad se corresponde con el “Periodo Sensoriomotor”, término acuñado por el psicólogo Jean Piaget (1896–1980). Esta etapa está dividida en varios estados en los que los niños y niñas van adquiriendo ciertas habilidades y, la edad de 1 a 2 años concretamente, se caracteriza por la exploración activa y la representación mental. Es decir, que al final de este periodo son capaces de actuar voluntariamente sobre el entorno gracias a todas sus experiencias anteriores. Por eso, es importante presentar a los niños y niñas actividades que estimulen su desarrollo en todos los ámbitos. En este artículo de paraBebés vamos a ver actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años divididas en: sensoriales, motricidad gruesa, motricidad fina, pedagógicas, lingüísticas y cognitivas.

También te puede interesar: Juegos y actividades para niños en casa

Actividades de estimulación sensorial para niños de 1 a 2 años

La estimulación sensorial, como su propio nombre indica, es aquella que trabaja los diferentes sentidos: oído, vista, olfato, gusto y tacto. Es sumamente importante ya que a través de ellos es como percibimos el mundo exterior, por lo que cuanto más los estimulemos y desarrollemos, mayores serán las experiencias y aprendizajes. Vamos a ver qué actividades podemos realizar:

1. ¡A saborear!

Con esta experiencia sensorial se potenciará el sentido del gusto. Prepara una habitación forrando una parte del suelo y de la pared con papel continuo (con el objetivo de no manchar excesivamente y de evitar otros estímulos) y coge unos cuantos moldes de magdalena. Corta trozos de fruta (melón, fresas, pera, sandía, kiwi, aguacate, naranja, plátano…) y rellena los moldes de magdalena con ellas. Ponlo en el suelo y sentaros juntos. Puedes poner cuencos de plástico vacíos, utensilios de cocina como cucharas de madera, cucharillas, espátulas, etc. Seguro que les encantará.

2. Pinturas de dedo

Puedes comprarlas o hacerlas en casa con yogur y colorante alimenticio. Ofrécele papel continuo, espátulas, pinceles, rodillos, sellos… lo más divertido será mancharse y expresarse.

3. Circuito para los pies

Las plantas de los pies son muy sensibles al roce, y si no que se lo digan a las personas que tienen cosquillas. Los niños y niñas disfrutarán un montón sintiendo diferentes texturas con sus pies, por lo que podemos crear un circuito para que vaya pisándolo solo o con nuestra ayuda. Para ello, puedes coger un cartón grande de una caja y pegar diferentes materiales tales como: lija suave, bayetas, un jersey viejo, plumas, corcho, plástico de burbujas de embalaje… cualquier material que no tenga riesgo de hacer daño será válido.

4. Juego de luces

Las luces llaman muchísimo la atención de los más pequeños y es muy fácil jugar con ellas. Necesitas una tela que cubra por completo una mesa grande, hasta el suelo y, si no tienes linternas con formas, puedes crearlas tú mismo. Sólo tienes que coger un folio o cartulina, dibujar las formas que quieras (luna, estrellas, siluetas…) y recórtalas. La parte que nos sirve es el folio entero con las formas vacías. Coge todas las linternas que tengas por casa (la del móvil también vale) y juega con las luces y sombras…

5. Toca, toca

Con esta actividad vamos a estimular su sentido del tacto. Para ello, necesitaremos bolsas de congelar pequeñas con cierre automático (zip – zap) y los materiales que necesitamos para rellenaras. Podemos usar: bolitas de gel, jabón con purpurina, botones, macarrones planos, pompones…

6. Sombras chinescas

Para esta actividad de estimulación sensorial necesitaremos dibujar y recortar en una cartulina negra las siluetas del cuento de sus personajes favoritos. Después, los pegamos en palos de brocheta y, en una habitación a oscuras, detrás de una sábana blanca y con una linterna, lo escenificamos.

7. Cascabeles

Hazte con unos cuantos cascabeles y sujétalos (con pegamento o con hilo) a una tira de velcro de pegar. Pega en la ropa de tu hijo o hija la parte del velcro vacía (en la zona de brazos y piernas) y pon los cascabeles. Se divertirá mucho escuchándolos sonar a la vez que se mueve y buscará el origen del sonido.

8. ¿A qué huele?

Vamos a estimular el sentido del olfato con esta actividad de estimulación sensorial. Puedes usar botes vacíos de especias o cualquier otro tarro vacío que tengas por casa. Mete en los botes cualquier cosa con un olor agradable y jugad a adivinarlo. Puedes usar olores conocidos y desconocidos para tus hijos e hijas para que la actividad sea más enriquecedora. Algunos ejemplos de lo que puedes usar son: hierbabuena, canela, jabón, limón, naranja, colonia…

9. Cajas sensoriales

Las cajas sensoriales son un recurso que puede darnos mucho juego ya que tiene posibilidades ilimitadas. En este caso vamos a hacer una de animales. Necesitarás: una cubeta o caja de plástico, arena, animales salvajes de goma, cartón… lo que vamos a representar es la sabana africana, el hábitat natural de elefantes, cebras o leones. También puedes representar una granja, un acuario o lo que se te ocurra.

10. Tarjetas sonoras

Vamos a afinar el oído para aprender e identificar las onomatopeyas de los sonidos de los animales. Para ello, podemos imprimir fotos de animales como monos, perros, gatos, gallinas, vacas, ovejas… y mostrárselas a la vez que realizamos el sonido correspondiente.

Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años - Actividades de estimulación sensorial para niños de 1 a 2 años

Actividades de estimulación de motricidad gruesa para niños de 1 a 2 años

La motricidad gruesa se refiere a la capacidad de las personas de controlar su cuerpo para realizar movimientos grandes como andar, saltar, correr… las actividades que desarrollan la motricidad gruesa, van a permitir a los niños y niñas mejorar sus movimientos, su coordinación y su equilibrio. Vamos a ver algunos ejemplos:

11. Pasa la pelota

Una actividad muy sencilla que tendrá muchos beneficios, ya que con ella desarrollan la motricidad fina, la coordinación, la fuerza, la direccionalidad… simplemente tenemos que ponernos sentados en el suelo enfrente de nuestro hijo e hija con una pelota y lanzársela. Cuando la coja, le animamos a que nos la devuelva imitando nuestro pase. También podemos variar la actividad y, en vez de estar sentados, nos la podemos pasar de pie de una patada suave.

12. Circuito de obstáculos

No hay nada más divertido que explorar el entorno así que vamos a aprovechar ese interés innato de los niños y niñas para que, además, disfruten al máximo. Nos bastará con poner cojines, pufs, elevadores, un colchón o lo que se nos ocurra para crear diferentes niveles, escalones y rampas en casa. Estos materiales son blanditos y evitaremos que se hagan daño.

13. La carretera

Si tienes un correpasillos, hacer una carretera será un éxito asegurado. En caso de no tenerle, también puedes usar la carretera andando, arrastrando algún juguete, etc. La carretera se construye fácilmente pegando cinta aislante en el suelo y puedes hacer líneas rectas, curvas, ¡hasta alguna rotonda!.

14. Las palmas

Este juego no necesita materiales, será suficiente con nuestras manos. Canta o pon alguna canción y da palmas para que tu hijo o hija te imite.

15. Empujar la silla

Coge una silla y ponla un protector en las patas para que no raye el suelo ni haga ruido. El objetivo es que la vaya moviendo por los diferentes lugares de la casa y busque estrategias para girarla cuando se choque con algo.

16. El espejo

Te habrás fijado que a los bebés les encanta mirarse en el espejo y, al principio, no se reconocen en él. Aprovecha esta motivación para poneros juntos frente a él y haz gestos tratando de que te imite (saca la lengua, abre la boca, cierra los ojos, pon una mano en tu cabeza…).

17. Capturar cosas

Llena una caja de cartón con juguetes y objetos cotidianos y dale a tu hijo o hija un colador. Tú puedes tener otro y jugar a ver quién es capaz de capturar más objetos.

18. El parque

Nada más sencillo como llevar a tus hijos e hijas al parque y dejarles explorarlo libremente. Escalones, toboganes, balancines, arena…

19. Pilla-pilla

Otra actividad sencilla de estimulación de motricidad gruesa para niños de 1 a 2 años es el pilla-pilla. A los niños y niñas les divierte mucho que vayas detrás de ellos. Aprovecha para jugar al pilla-pilla diciendo “que voy”. Buscará formas rápidas de huir de ti desarrollando su motricidad gruesa.

20. La torre

Construid juntos una torre con cubos o bloques y jugad a tirarla y construirla de nuevo. Podéis experimentar poniendo piezas de diferentes tamaños.

Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años - Actividades de estimulación de motricidad gruesa para niños de 1 a 2 años

Actividades de estimulación de motricidad fina para niños de 1 a 2 años

La motricidad fina deriva de la motricidad gruesa ya que los niños y niñas desarrollan primero el control de movimientos grandes y, después, los pequeños. La actividad de manos y dedos en coordinación con su vista (coordinación óculo-manual), es el objetivo de la motricidad fina, dando como resultado la destreza, movimientos más habilidosos y precisos. Las actividades destinadas a ello son las siguientes:

21. Coger vasos

Dale la oportunidad de beber de forma autónoma de un vaso. Puedes usarlo de plástico duro o de cristal con precaución. Llénalo un poquito y ¡a prácticar!

22. Pintar con ceras

Puedes usar ceras gruesas, témpera sólida, rotuladores… su uso requiere una destreza manipulativa que se irá desarrollando poco a poco a la vez que se divierte y llena de colores los papeles.

23. Encajables

Meter piezas dentro de sus agujeros puede ser todo un reto para los niños y niñas. Podéis jugar a encajar con juguetes diseñados específicamente para eso o puedes hacer tus propios encajables con una caja de cartón recortando formas con un cúter y haciendo las piezas de corcho.

24. Plastilina

Modelar plastilina es una actividad de estimulación de la motricidad fina, pero muy divertida y relajante. Requiere cierto nivel de concentración y, además, pondrá a trabajar todos los músculos de sus manos desarrollando la motricidad fina. Puede ser comprada o hecha en casa con agua, aceite, harina y colorante.

25. Tocar el xilófono

Este instrumento pondrá a prueba la coordinación óculo manual de niños y niñas ya que, con la batuta, tienen que acertar a dar en cada metal. ¡Jugad a ser músicos!

26. Imanes

Los imanes planos tienen dificultad para despegarse de las superficies donde se adhieren. Podemos aprovechar el frigorífico, por ejemplo, para poner imanes de letras y números a su altura y que se entretenga pegándolos y despegándolos.

27. Solapas

Tapar y destapar cosas es muy gratificante para los niños y niñas y les ayuda a afianzar el concepto de permanencia del objeto, es decir, a comprender que cuando algo desaparece de su vista, sigue existiendo. Hay muchos cuentos con los que los niños pueden levantar solapas, pero también podemos hacer las nuestras. Necesitamos dos cartones del mismo tamaño, los cuales pegaremos por todos los bordes. Con ayuda de un cúter, haremos “ventanas” para pegar fotos de animales o de familiares. Las solapas las podemos hacer con goma eva, tela, fieltro… les encantará descubrir lo que hay detrás de cada una.

28. Bolas de papel

La actividad consiste en arrugar papel para crear bolas. Coge propaganda antigua o papeles que no uses y poneros manos a la obra.

29. Botones

Ensartar botones es una de las actividades más complejas de motricidad fina debido a su pequeño tamaño. Vamos a clavar palos de brocheta en un corcho y a meter botones en ellos a través de sus orificios. Es importante realizar esta actividad en una mesa y retirar todos los materiales una vez que acabe para evitar cualquier riesgo.

30. Dibujar en la arena

Aprovecha las salidas al parque o a la naturaleza para dibujar formas en la arena. Podéis hacerlo con los dedos o con ayuda de un palo.

Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años - Actividades de estimulación de motricidad fina para niños de 1 a 2 años

Actividades pedagógicas para niños de 1 a 2

Las actividades pedagógicas tienen un trasfondo educativo, en las que el niño es quien guía su propio aprendizaje a través de la experimentación. A lo largo de los años se han ido afianzando multitud de pedagogías que están vigentes en la actualidad (Montessori, Waldorf, Movimiento libre…). Toma nota de estas actividades:

31. La silueta

Corta un trozo de papel continuo grande y dile a tu hijo o hija que se tumbe sobre él. Dibuja su silueta y, una vez completa, pegad el papel continuo a la pared y dibujad sus ojos, nariz, boca, dedos, etc.

32. El péndulo

Para llevar a cabo esta actividad necesitarás: una pelota, una red, un palo de escoba, cuerda y dos sillas. Ata el palo de escoba en horizontal al respaldo de dos sillas, para que quede como un puente. Después, mete la pelota en la red y átalo a una cuerda. El otro extremo de la cuerda fíjalo en el centro del palo de escoba y ¡ya estará nuestro péndulo! Puedes poner en el suelo juguetes diferentes para intentar derribarlos. Dependiendo de su tamaño o peso, se necesitará aplicar una fuerza diferente.

33. Trasvasar objetos o líquidos

Para esta actividad pedagógica para niños de 1 a 2 necesitarás agua u objetos como legumbres o macarrones con diferentes instrumentos como jarras, vasos, cuencos… el objetivo es pasar las cosas de un lugar a otro.

34. Plantar semillas

Además de su sentido de la responsabilidad, esta actividad despertará su curiosidad. Necesitamos envolver una legumbre en un algodón ligeramente humedecido y con una abertura. Lo pondremos dentro de un envase y cerca de una ventana. Una vez que salga la raíz, podemos plantarlo en tierra.

35. Juego heurístico

Esta actividad es habitual en las escuelas infantiles. Consiste en preparar en una habitación libre de estímulos materiales no educativos (latas con tapa, pinzas, rulos de pelo, nueces...) y dejar que jueguen libremente con ellos abriendo y cerrando las tapaderas, llenando los botes… en casa podemos hacerlo en el pasillo, por ejemplo.

36. Tareas domésticas

Participar en las tareas domésticas y adaptarlas a sus posibilidades les aportará grandes experiencias educativas (tender la ropa, meterla en la lavadora, barrer, colocar la mesa…).

37. Circuitos de cartón

Recopila rollos de papel higiénico o de cocina vacíos, pégales un trozo de celo y, a su vez, pégalos en una pared haciendo un circuito. Pon una caja debajo y, con bolas de papel usado o viejo, podréis comprobar si vuestro circuito funciona al introducir cada bola.

38. La rueda de colores

Recorta un círculo grande de cartón y pinta líneas dividiéndole en 8 partes. Pintad cada parte de un color y pintad también 8 pinzas con los mismos colores. Vuestro hijo o hija tendrá que enganchar cada pinza en el color correspondiente.

39. Cocinar

Amasar harina, echar ingredientes, remover… es una actividad pedagógica muy motivadora y, además, reforzará el vínculo entre los miembros de la unidad familiar.

40. Tablero cognitivo

Solo necesitamos un tablón de madera y objetos cotidianos que llamen la atención de nuestro bebé: una seta de luz, un mando viejo, un estropajo, un espejo… se convertirá en su juguete favorito y será muy estimulante para él.

Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años - Actividades pedagógicas para niños de 1 a 2

Actividades de estimulación del lenguaje para niños de 1 a 2 años

La comunicación es un elemento esencial en el día a día de cualquier persona. No hace falta hablar para comunicarse, ya que mediante gestos, llantos, etc., también se lleva a cabo, pero es importante estimular el lenguaje desde el nacimiento. Para ello, se podrán llevar a cabo las siguientes actividades:

41. Lectura de cuentos

Entre los beneficios de los cuentos se encuentra la ampliación del vocabulario y el fomento del lenguaje. Lee cuentos a diario a tus hijos e hijas a diario. Aquí puedes ver 14 cuentos cortos para bebés.

42. Cantar

Las canciones potencian su desarrollo sensorial y les aportan vocabulario nuevo. Podéis cantar canciones conocidas o inventaros otras.

43. Los sonidos

Otra actividad de estimulación del lenguaje para niños de 1 a 2 años consiste en hacer sonidos de animales o de vehículos para que te imite y trate de adivinarlos.

44. Álbum de fotos

Crea un álbum personalizado con fotos de familiares, lugares conocidos para tu hijo o hija y juguetes u objetos que use habitualmente. Les encantará verlo y les motivará a nombrar lo que ven.

45. Soplar

Cualquier ejercicio de soplar fortalecerá sus músculos bucales, esenciales en el lenguaje. Sopla dibujos de velas, cosas calientes…

46. ¿Qué hay detrás?

Ponte delante del niño o la niña y coge dos juguetes. Esconde uno en tu espalda y pregúntale “¿qué tengo detrás?” ve cambiando los objetos.

47. El póster

Pega una lámina grande en una pared a su altura. Nombra los objetos señalándoles para que los relacione. Ten en cuenta sus gustos para elegir el póster para aumentar su motivación.

48. El teléfono

Deja a su alcance un teléfono viejo o de juguete y simula que llaman y hablas a través de él. Pásale al niño o niña el teléfono para que haga lo mismo.

49. Las cosquillas

En el momento del cambio del pañal o de después del baño, aprovecha para nombrar las partes de su cuerpo. Acto seguido haz cosquillas en dicha parte ¡no podrá parar de reír!

50. Terminar palabras

Una vez que el niño o la niña diga algunas palabras, juega con él o con ella a decir el principio de una para que ellos la finalicen.

Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años - Actividades de estimulación del lenguaje para niños de 1 a 2 años

Actividades de estimulación cognitiva para niños de 1 a 2 años

La estimulación cognitiva es aquella que pone a trabajar diferentes capacidades del cerebro tales como la atención, la memoria, la percepción o la concentración, entre otras y desarrollarlas. Esto permitirá potenciar la autonomía de los niños y niñas y les facilitará la interacción con el entorno. ¿Cómo podemos llevarlo a cabo en casa? Con actividades como estas:

51. Imitar

Ponte enfrente de tu hijo o hija y haz sonidos, muévete o baila para que siga y te imite. Será muy divertido.

52. La piscina

Coge una caja grande de plástico o una cubeta y llénala hasta la mitad de agua. Mete diferentes objetos: que se hundan, que floten o que cojan agua y deja que experimenten.

53. En busca del objeto

Esconde objetos por casa. Puedes hacerles fotos e imprimirlas para hacer el juego más enriquecedor. Anima a tu hijo o hija a buscar todos los objetos dándole pistas.

54. Rompecabezas

Una actividad de estimulación cognitiva muy interesante paa niños son los rompecabezas, ya que tienen más complejidad que los puzles y, además, más posibilidades.

55. El escondite

Métete en alguna habitación de la casa y haz sonidos o llama a tu hijo o hija por su nombre para que te busque.

56. Los cubos

Ofrece a los niños y niñas cubos de diferentes tamaños y enséñales cómo pueden meter todos en uno del más grande al más pequeño.

57. Parejas

Otro ejercicio de estimulación cognitiva para niños puede ser buscar imágenes iguales. Puedes utilizar las típicas fichas de un memory, si no tienes, imprime fotos y córtalas a la mitad para que las junten. Pon unas cuantas mezcladas para que tenga que buscarlas.

58. ¿De dónde vienen los sonidos?

Haz sonidos con la boca cerrada, pon música y tapa el altavoz con un cojín o toca las palmas a tu espalda para que busquen el origen del sonido.

59. Identificar su ropa

Esta actividad se puede hacer al recoger la ropa del tendedor por ejemplo. Haz un montón de ropa vuestra y ropa del niño o la niña para que vaya identificando de quién es cada cosa.

60. Iguales

Imprime fotos de alimentos reales (pimiento, tomate, patata, calabacín, cebolla). Pon las tarjetas colocadas en orden y, en una cesta, pon los alimentos reales. El niño o niña deberá relacionarlos y ponerlos encima.

Es importante aportar a nuestros hijos e hijas experiencias que les permitan realizar un desarrollo global de todas sus capacidades. Realizar con ellos actividades de estimulación de las diferentes áreas tendrá resultados muy positivos.

Si deseas leer más artículos parecidos a Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Actividades infantiles.

Bibliografía
  • Londoño, C. (9 de agosto de 2019). Según Piaget, estas son las 4 etapas del desarrollo cognitivo. Recuperado de: https://eligeeducar.cl/segun-jean-piaget-estas-las-4-etapas-del-desarrollo-cognitivo
  • Mosquera Gende, I. (6 de marzo de 2018). Las nuevas pedagogías se imponen al aprendizaje compartimentado. Recuperado de: https://www.unir.net/educacion/revista/noticias/las-nuevas-pedagogias-se-imponen-al-aprendizaje-compartimentado/549203602359/
  • Triadó, C. (1982). Actividades sensoriomotrices y simbólicas y adquisición del lenguaje. Departamento de Psicología Diferencial. Universidad de Barcelona. Recuperado de: https://www.google.es/url?sa=t&source=web&rct=j&url=https://www.raco.cat/index.php/AnuarioPsicologia/article/download/64500/88279&ved=2ahUKEwjGhMitoaXoAhUeAWMBHUnFBxA4ChAWMAB6BAgDEAE&usg=AOvVaw0egJnL1TKp-5sH9p3BGmtT

Escribir comentario sobre Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años

¿Qué te ha parecido el artículo?

Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años
1 de 6
Actividades de estimulación para niños de 1 a 2 años

Volver arriba