menu
Compartir

¿Se puede comer albahaca en el embarazo?

 
Por Yurisbeth Zanotty. 22 abril 2022
¿Se puede comer albahaca en el embarazo?

La albahaca es reconocida y ampliamente utilizada como ingrediente en la cocina italiana y asiática. Funciona muy bien para dar aroma y sabor a los platos principales de esas regiones y otras partes del mundo, pero también aporta beneficios para la salud, como en el caso de los resfriados y malestar de gripe.

Durante el embarazo siempre es importante seleccionar adecuadamente los alimentos que se van a consumir para evitar causar daños al bebé. Una creencia popular afirma que durante la gestación se debe evitar consumir hierbas muy concentradas o en exceso. En este artículo de paraBebés, te indicaremos si se puede comer albahaca en el embarazo.

También te puede interesar: ¿Se puede comer regaliz en el embarazo?

Beneficios de comer albahaca en el embarazo

Durante el embarazo es recomendable consumir frutas y verduras regularmente. Esto también incluye legumbres de hojas verdes y hierbas aromáticas, donde se encuentra la albahaca. Esta hierba aporta antioxidantes, vitaminas y minerales en la dieta que mejoran la digestión, fortalecen el sistema inmunológico y previene la retención de líquidos.

A continuación, te mostraremos los principales beneficios de comer albahaca en el embarazo:

  • Ayuda a que la sangre no se coagule y a prevenir hemorragias durante el parto, debido a su alto contenido en vitamina K.
  • Fortalece el sistema inmunológico, tanto de la madre como del bebé, gracias a su gran aporte de nutrientes y minerales.
  • Permite que los huesos y cartílagos del feto crezcan y se formen dentro del útero, gracias a su gran contenido en manganeso.
  • Fortalece las defensas contra posibles infecciones y mitiga el daño celular que tiene lugar con frecuencia en la gestación, debido a los antioxidantes que contiene.
  • Estimula la producción de glóbulos rojos, lo cual permite la normalización de los niveles de hemoglobina, a la vez que aporta hierro a la dieta. De esta forma, previene la anemia por deficiencia de hierro.
  • Ayuda al correcto desarrollo y formación de la estructura fetal: permite el crecimiento de órganos y huesos, a la vez que mejora las defensas ante posibles infecciones, gracias a su aporte de vitamina A. También contribuye a la maduración del sistema nervioso del bebé.
  • Mejora el aporte sanguíneo hacia el feto y ayuda a prevenir los defectos congénitos, debido al folato que contiene la albahaca.

Come hemos vistos, comer albahaca en el embarazo es muy beneficioso y favorece el desarrollo de la gestación.

Contraindicaciones de comer albahaca en el embarazo

La albahaca propiamente no resulta dañina. El problema radica en que las plantas medicinales están constituidas por aceites volátiles, que cuando son ingeridos en dosis elevadas o en exceso, puede producir efectos perjudiciales.

Concretamente, la albahaca contiene aceites activos que causan estimulación o irritación el útero, lo que puede provocar aborto o amenaza de parto prematuro, dependiendo del momento de la gestación en el que se encuentra la embarazada. Aun así, este efecto se puede evitar utilizando la albahaca para sazonar las comidas en pequeñas cantidades.

¿Se puede comer albahaca en el embarazo? - Contraindicaciones de comer albahaca en el embarazo

Cómo comer albahaca en el embarazo

Como hemos mencionado en los apartados anteriores, la albahaca es un excelente suplemento alimenticio para las mujeres embarazadas, pero debe comerla con moderación. A continuación, te presentamos algunas sugerencias sobre cómo consumirla.

Albahaca en hojas

Es aconsejable comer albahaca en el embarazo porque es rica en vitamina K, lo que ayuda a mantener en buen estado de salud a la madre y la del feto. Una forma de consumirla es hoja por hoja, aunque no es recomendable ingerir más de dos hojas en un día.

Ante todo, hay que asegurarse de que estén limpias y desinfectadas para evitar posibles infecciones intestinales que pueden causar efectos graves en el embarazo. Por ejemplo, la toxoplasmosis es una enfermedad que está relacionada con un parásito que habita en la tierra y que podría estar presente en las hojas de albahaca.

Además. es importante tener el cuenta que el consumo de hojas debe limitarse dos semanas antes de la fecha de parto o la cesárea. Esta hierba tiene un compuesto llamado eugenol que, al consumirse en exceso, puede ocasionar ritmos cardíacos irregulares, mareos y sequedad en la boca. Por ello, no es recomendable ingerirla habitualmente.

Semillas de albahaca

No se recomienda consumir semillas de albahaca durante el embarazo. Algunos expertos aseguran que pueden provocar contracciones uterinas y desencadenar un aborto. La explicación de ello es que las semillas de albahaca tienen una mayor concentración y aumentan el flujo sanguíneo considerablemente.

Cabe destacar que la albahaca debe tomarse con moderación, específicamente si durante el embarazo estás cumpliendo un tratamiento con anticoagulantes.

Albahaca en aceite

No está recomendada la ingesta de la albahaca en aceite durante el embarazo, dado que existe la creencia de que afecta el desarrollo de las células, causando enfermedades congénitas al feto.

En definitiva, comer albahaca en el embarazo es seguro para dar gusto y sabor a tus comidas, pero su consumo debe ser con moderación, pues en grandes cantidades tiene efectos sobre el metabolismo, disminuyen los niveles de azúcar en la sangre y afecta a la salud de la madre y el bebé.

¿Se puede comer albahaca en el embarazo? - Cómo comer albahaca en el embarazo

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Se puede comer albahaca en el embarazo?, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud en el embarazo.

Bibliografía
  • Alman Louis Orane Hutchinson. (2016). Requerimientos nutricionales en el embarazo y de dónde suplirlos. Revista Clínica de la Escuela de Medicina UCR – HSJD, 6 No VI

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?
¿Se puede comer albahaca en el embarazo?
1 de 3
¿Se puede comer albahaca en el embarazo?

Volver arriba