Compartir

Lengua geográfica en niños: qué es, causas y tratamiento

 
Por Sheila Peón. 4 mayo 2020
Lengua geográfica en niños: qué es, causas y tratamiento

Una de las formas con las que los bebés y los niños pequeños exploran y descubren su entorno es llevándose las cosas a la boca, ya se trate de juguetes, pinturas, o cualquier objeto que podamos imaginar, y esto lo hacen varias veces al día. Por este motivo, es bastante frecuente que alguna vez aparezcan en ellos algún tipo de alteración o patología en la boca.

Una de estas alteraciones orales es la llamada “lengua geográfica”, que suele aparecer habitualmente y la mayoría de las familias desconoce de qué se trata. En este artículo de paraBebés vamos a conocer más acerca de ella, viendo qué pueden ser manchas rojas en la lengua de un bebé, cómo es la lengua geográfica en niños, las causas por las que puede aparecer así como su tratamiento y remedios para esta alteración de la lengua.

Manchas rojas en la lengua de mi bebé

Puede que un día observes que la lengua de tu bebé presenta unas manchas planas de color rojo claro o rosado, superponiéndose unas con otras. No te preocupes, ya que lo más probable es que se trate de una alteración puntual de la lengua llamada “lengua geográfica”, la cual es totalmente benigna, sin que indique que exista alguna enfermedad que se pueda relacionar con ello. Tampoco es contagioso.

Estas manchas son migratorias, es decir, que podrás ver que se van moviendo a lo largo de la superficie de la lengua, como si de un mapa se tratase, de ahí su nombre.

Cómo es la lengua geográfica en niños

La glositis migratoria benigna, o más comúnmente conocida como lengua geográfica, es una patología que cursa con una o varias manchas irregulares, planas y rojas o rosadas, con su borde blanquecino y ligeramente elevado, pudiendo aparecer a lo largo de toda la lengua. De hecho, las manchas cambian frecuentemente su localización, su forma y su tamaño.

Aún así, como decíamos antes es una enfermedad benigna y no supone un peligro para la salud del niño o de la niña, simplemente una ligera inflamación. Muchos de ellos no presentarán más que lo signos propios en la lengua, pero en algunos casos puede llegar a producir alguna molestia, sobre todo si se consume algún alimento ácido, picante, salado o demasiado condimentado.

La lengua geográfica la podemos sufrir todos, ya que también se da en los adultos hasta alrededor de los 40 años, y se puede ver en niños muy pequeños, desde los 2 años e incluso a veces antes de esta edad. A veces surge a causa de una alergia a algún alimento y también puede estar relacionada con la dermatitis atópica.

¿Cómo diferenciar la lengua geográfica de candidiasis?

Debido a su aspecto, puede confundirse con el muguet o candidiasis oral. Esta última es causada por un hongo, y la podemos diferenciar por el tipo de lesiones que aparecen:

  • En la candidiasis, las manchas blancas aparecen en la lengua, el interior de las mejillas y el paladar, y parece como que el niño se acabara de tomar un vaso de leche y estuviéramos presenciando los restos dentro de la boca. Es muy común en bebés muy pequeños.
  • Mientras que las manchas de la lengua geográfica van evolucionando hasta adoptar la forma de anillos o surcos, y se suele dar más tarde, a partir de los 2 años.

Causas de la lengua geográfica en niños

Realmente no se sabe cuáles son las causas concretas que provoquen esta glositis migratoria benigna, pero sí que se relaciona con diversos factores, como los siguientes:

  • Déficit de vitaminas del grupo B. Se encuentran en las legumbres, lácteos, carnes, etc.
  • Tener alergias de cualquier índole: rinitis alérgica, asma...
  • Sufrir estrés.
  • Ingesta prolongada de comida muy caliente, muy condimentada o picante.
  • Alteraciones de la piel, como dermatitis atópica, dermatitis seborreica o psoriasis.
  • Enfermedades del aparato digestivo.
  • Cambios hormonales.

Tratamiento y remedios para la lengua geográfica en niños

La lengua geográfica puede durar días o unas cuantas semanas, pero por lo general es una alteración que desaparece por sí sola, de forma espontánea, sin aplicar ningún tipo de tratamiento. Si han pasado más de 10 días y no han desaparecido las lesiones en el niño, conviene consultarlo con el o la pediatra o el o la dentista.

En principio, no será necesario tratamiento, pero no está de más aplicar una serie de medidas para que desaparezca de forma más rápida y evitar así las posibles molestias en el niño:

  • Llevar a cabo una buena higiene y limpieza bucal diaria. Hay que crear el hábito de que se lave los dientes después de cada comida, así como la lengua, ya que en ella se quedan muchas bacterias que pueden llegar a ser perjudiciales.
  • Evitar las comidas demasiado calientes, ácidas, picantes o muy condimentadas, ya que esto hace más difícil la curación.
  • Utilizar colutorios o enjuagues bucales.
  • Si está ocasionada secundariamente a otras patologías, como alergias o dermatitis entre otras, o si el niño tiene molestias a causa de las lesiones, el pediatra será el que indique cuál será la mejor manera de tratarlo.

 

Si deseas leer más artículos parecidos a Lengua geográfica en niños: qué es, causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud infantil.

Bibliografía
  • Ramírez, M.L.; (2019). Lengua geográfica en niños, una enfermedad que inquieta a los padres.
  • Zini-Carbone, C.N; Medina, M.M.; González, M.M.; (2019). Lengua geográfica en niños: dos casos clínicos.

Escribir comentario sobre Lengua geográfica en niños: qué es, causas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Lengua geográfica en niños: qué es, causas y tratamiento
Lengua geográfica en niños: qué es, causas y tratamiento

Volver arriba