menu
Compartir

Composición de la leche materna

 
Por Eva Martínez Fierro. 11 agosto 2021
Composición de la leche materna

La lactancia materna, a pesar de ser el mejor alimento para los bebés, niños y niñas, ha sido cuestionada y desvalorizada a lo largo de los años. Por ello, son muchos los mitos que han surgido y que hacen cuestionarse a las mujeres a día de hoy su capacidad para dar el pecho: a lo mejor no te sube la leche, puede que no tengas suficiente cantidad y que el bebé se quede con hambre, tu leche es agua, tu bebé es muy mayor para tomar pecho... son comentarios a los que tienen que enfrentarse a diario las recientes mamás que están comenzando el camino de la lactancia.

Para desmontar todas estas afirmaciones erróneas, en este artículo de paraBebés veremos la composición de la leche materna, cuáles son sus principales componentes, cómo se produce y qué beneficios tiene tanto para la madre como para el bebé. Sigue leyendo para saber qué contiene la leche materna y para qué sirve.

También te puede interesar: Los 4 tipos de leche materna

Cómo se produce la leche materna

Desde el mismo momento de la fecundación, el cuerpo comienza realizar cambios que permitirán desarrollar al bebé en el útero materno. Entre esos cambios que se producen, los pechos también empiezan a prepararse para producir el único alimento en exclusiva adaptado en su totalidad para el recién nacido: la leche materna.

Durante el embarazo, muchas mujeres comienzan a notar cómo sus pechos sufren cambios significativos: cambios en el color de la aureola y del pezón, dilatación y aumento de los conductos mamarios, abultamiento de las células de Montgomery e incluso secreciones transparentes o amarillentas. Se trata del precalostro, aunque no todas las futuras mamás son capaces de observarlo.

Pero no es hasta el momento del parto cuando la secreción de calostro comienza como tal. Hay varios procesos implicados en la producción de leche:

  • Prolactina: es la principal responsable de que se produzca la subida de leche. Cuando se desprende la placenta del útero en el parto, esta hormona sufre un pico que envía al cerebro la señal para que comience a producir leche para alimentar al recién nacido. Por ello, es indiferente que el parto sea vía vaginal o por cesárea, ya que la producción de leche será la misma.
  • Oxitocina: es la hormona del amor y facilita la subida de leche. Por ello, cuando la mamá tiene a su bebé cerca, le escucha llorar o piensa en él, puede sentir un hormigueo en sus pechos que hace que se excrete la leche hacia el exterior.
  • La succión del bebé: a más succión, más producción. Es decir, que cuanto más mame el bebé, mayor será la cantidad de leche que fabrique el cuerpo para adaptarse a sus necesidades.

Cabe destacar que todas las mujeres, salvo casos muy excepcionales debido a problemas de salud, son capaces de producir leche para sus bebés y esta, siempre será de calidad.

En este artículo explicamos Cuánto tarda en subir la leche.

Composición de la leche materna - Cómo se produce la leche materna

Cuáles son los componentes de la leche materna

La composición de la leche materna es un sistema tan complejo que hoy en día sigue estudiándose. A través de la succión del bebé, los nutrientes y vitaminas que se excretan a través del pecho de la madre van cambiando en cantidad para adaptarse completamente a las necesidades que tenga en ese momento.

Entre sus principales componentes podemos encontrar los siguientes:

  • Agua: mantiene la hidratación del bebé incluso en verano.
  • Células vivas: permiten mejorar el sistema inmune de los bebés y permiten el correcto desarrollo de los órganos internos. Son, principalmente, glóbulos blancos y citoblastos.
  • Proteínas: contribuyen al desarrollo óptimo del bebé y protegen su corteza cerebral.
  • Aminoácidos: son los elementos que componen a las proteínas y que contribuyen a inducir el sueño del bebé. Por ello, las tomas nocturnas son tan importantes durante los primeros meses de vida.
  • Oligosacáridos: combaten las infecciones y funcionan como probióticos en el intestino del bebé.
  • Enzimas: facilitan la digestión del bebé y la absorción de hierro
  • Factores de crecimiento: como su propio nombre indica, favorecen el correcto desarrollo global del niño o niña lactante.
  • Hidratos de carbono, que permiten absorber el calcio y el hierro.
  • Hormonas: se encargan de que todos los tejidos y órganos funcionen correctamente, afectando directamente a las rutinas de sueño, apetito, etc.
  • Vitaminas y minerales: afectan directamente al desarrollo del bebé, a la formación de su dentadura y de sus huesos, y al funcionamiento de los órganos internos.
  • Inmunoglobulinas: lo que comúnmente conocemos como anticuerpos. Protegen al bebé tanto de enfermedades como de infecciones y ayudan a combatirlas en caso de estar ya presentes en el organismo.
  • Ácidos grasos: encargados de la formación y del desarrollo del sistema nervioso central.
  • Moléculas de microARN: refuerzan el sistema inmunitario del bebé.

Dependiendo de la edad del bebé y de sus necesidades, estos componentes se encontrarán en mayor o menor medida presentes en la leche materna. Es por eso que se habla de la composición de la leche materna por etapas.

Otra cuestión frecuente relacionada con la composición de la leche materna es si tiene lactosa. En el siguiente artículo hablamos en profundidad sobre la presencia de lactosa en la leche materna.

Qué beneficios tiene la leche materna

Como podemos ver, la leche materna es un alimento tan completo que tiene multitud de beneficios tanto a corto como a largo plazo:

  • Está totalmente adaptada a las necesidades de cada bebé en cada etapa de su desarrollo.
  • Es muy digestiva, por lo que el número de bebés con cólicos es menor.
  • El riesgo de desnutrición es mínimo con ella.
  • Es el único alimento que necesita un bebé hasta los 6 meses de vida. Después sigue siendo su alimento principal hasta el año de edad.
  • Fortalece el sistema inmune.
  • Disminuye el riesgo de sufrir enfermedades durante la infancia.
  • Previene la obesidad, la diabetes, el colesterol elevado o enfermedades cardiovasculares en la edad adulta.
  • Reduce el riesgo de muerte súbita del lactante.
  • Ayuda a desarrollar el lenguaje futuro.
  • Previene problemas emocionales en la infancia y en la adolescencia.
  • Fortalece el vínculo con la madre.
  • Favorece el desarrollo cerebral.
  • Protege a la dentadura de las caries y favorece un correcto desarrollo de las piezas dentales.

Pero no todo son beneficios para el bebé, la madre también obtiene grandes recompensas:

  • Es gratis y reduce la contaminación medioambiental.
  • Previene el cáncer de mama en la madre y la osteoporosis.
  • Facilita la recuperación postparto.
  • Reduce las posibilidades de sufrir depresión postparto.
  • No necesita preparación. También te puede interesar saber Cómo guardar la leche materna extraída.

En definitiva, la leche materna es el alimento ideal y más completo que puede recibir un bebé hasta que madre y/o niño o niña así lo decidan.

Composición de la leche materna - Qué beneficios tiene la leche materna

Si deseas leer más artículos parecidos a Composición de la leche materna, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Lactancia materna.

Bibliografía
  • Lozano de la Torre, M. J. (4 de abril de 2014). Lactancia materna. Recuperado de: https://www.aeped.es/sites/default/files/documentos/lm.pdf

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

Composición de la leche materna
1 de 3
Composición de la leche materna

Volver arriba