menu
Compartir

La temperatura basal en el embarazo

 
Por Eva Martínez Fierro. Actualizado: 22 septiembre 2021
La temperatura basal en el embarazo

Los cambios hormonales que se producen a lo largo del ciclo menstrual de la mujer pueden pasar desapercibidos hasta que toma la decisión de ir a buscar un bebé. Conocer cómo funciona su organismo y su aparato reproductor es imprescindible no solo para quedarse embarazada, sino para saber que todo funciona correctamente en su interior.

Controlar la temperatura basal a diario puede ayudar a las mujeres a conocer cuándo se producirán sus días más fértiles de cada mes, cuánto durará su ciclo menstrual y qué día debe bajar su menstruación.

En este artículo de paraBebés, vamos a ver la relación entre la temperatura basal y el embarazo. Te contamos en qué consiste este método antiguo para saber si estás embarazada.

¿Qué es la temperatura basal?

Si te preguntas qué es la temperatura basal, concretamente, es aquella que tiene el cuerpo después de llevar varias horas en reposo, después de un largo sueño principalmente. Esta temperatura será la más baja que registre el organismo a lo largo del día.

Durante todo el ciclo menstrual, la temperatura basal de la mujer va cambiando y se pueden apreciar variaciones que indican cuándo se ha producido la ovulación, cuándo va a bajar la próxima menstruación e incluso puede ayudarnos a predecir un embarazo.

A continuación, vamos a ver cómo se utiliza de forma correcta el método de la temperatura basal para identificar cada fase del ciclo menstrual.

¿Cómo se utiliza el método de la temperatura basal?

Veamos cómo se utiliza el método de la temperatura basal para detectar el embarazo. En primer lugar, tenemos dormir o guardar reposo durante, al menos, 5 o 6 horas. Por ello, el momento ideal para tomarla es nada más despertarse, sin levantarse de la cama y sin realizar ningún movimiento más allá del necesario para coger el termómetro. En segundo lugar, colocaremos el termómetro en uno de los tres lugares indicados para ello: boca, recto o vagina. Lo más importante es ser muy constantes, hacerlo a diario y tomar la temperatura siempre en el mismo lugar.

Por último, anotaremos la temperatura basal para realizar una gráfica con ella y ver las oscilaciones que se producen a lo largo de los días y poder comprobar así cómo se desencadenan los fenómenos de ovulación, menstruación y/o embarazo:

  • Fase folicular: se corresponde con la primera mitad del ciclo menstrual y registra las temperaturas más bajas.
  • Ovulación: Unas horas después de que el óvulo haya sido liberado, la temperatura basal sufrirá un aumento brusco, debido a la secreción de progesterona, de entre 0,3 y 1 grado centígrado. Los dos días antes del pico de temperatura son los más fértiles del ciclo. En el siguiente artículo encontrarás información sobre cómo saber si estás ovulando.
  • Fase lútea: donde el útero se prepara para albergar a un óvulo fecundado. En caso de que no sea así, alrededor de la fecha en la que debe bajar la menstruación la temperatura volverá a bajar bruscamente hasta los niveles de la fase folicular. Esta fase siempre tiene la misma duración en cada mujer, por lo que, si la identificas a través de la temperatura basal, sabrás qué día exacto debe bajarte la regla.

En consecuencia, el método de la temperatura basal nos va a indicar si se ha producido la ovulación, pero no la va a predecir, por lo que no puede usarse como método anticonceptivo ni de planificación familiar. Entonces, ¿cómo podemos saber si se ha producido un embarazo a través de la temperatura basal? Sigue leyendo para descubrirlo.

¿Cómo saber si estoy embarazada con el método de la temperatura basal?

En este apartado responderemos a la pregunta de cómo saber si estoy embarazada con el método de la temperatura basal. Concretamente, el test de la temperatura basal nos permite observar las tres fases del ciclo menstrual, por lo que es ideal para aquellas mujeres que tienen ciclos irregulares.

Los pasos para tomar la temperatura basal y saber si estás embarazada son muy sencillos:

  1. Tomarla en la cama sin hacer ningún esfuerzo previo.
  2. Siempre en el mismo lugar del cuerpo.
  3. Registrar en una gráfica la temperatura basal.
  4. Usar un termómetro específico para temperatura basal nos dará mejores resultados.

La temperatura basal y el embarazo

A continuación, veremos por qué aumenta la temperatura basal de una mujer embarazada. Concretamente, en la fase lútea, que dura entre 10 y 16. Unos siete días después de la ovulación es posible que la temperatura baje unas décimas un único día para luego volver a subir más de lo que lo había hecho, que suele corresponderse con la implantación del óvulo fecundado en el útero. Es lo que se conoce como patrón trifásico de la temperatura basal.

A medida que avanzan los días de la fase lútea y se acerca la menstruación, comienza a descender la temperatura para dar lugar al inicio de un nuevo ciclo. En caso de que la temperatura basal se mantenga alta más días de los que dura tu fase lútea o pasen más de 18 días sin descender, es muy probable que estés embarazada. Es el mejor momento para realizar un test que lo confirme.

Si este método de temperatura basal para la predicción del embarazo se realiza de forma correcta, tiene una fiabilidad del 97%. En este artículo también te contamos cómo y cuándo hacer un test de embarazo.

Si deseas leer más artículos parecidos a La temperatura basal en el embarazo, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Concepción.

Bibliografía
  • Betancor Jiménez, P. J. (14 de octubre de 2020). Temperatura basal. Recuperado de: https://centroclinicobetanzos60.es/ginecologia/temperatura-basal/

Escribir comentario

¿Qué te ha parecido el artículo?

La temperatura basal en el embarazo
La temperatura basal en el embarazo

Volver arriba