¿Qué significa placenta anterior alta y baja?

¿Qué significa placenta anterior alta y baja?

Si te has quedado embarazada, quizás una de las preguntas que te haces es qué significa placenta y cuál es su función en el embarazo. La placenta es un órgano complejo que se desarrolla en el útero durante la gestación y es el encargado de la secreción de hormonas y enzimas, así como de realizar el transporte de nutrientes, productos metabólicos e intercambio de gases al bebé.

En condiciones generales, la estructura placentaria va adherida a la pared del útero en la parte superior, delantera, trasera o lateral. Suele evolucionar sin problemas y no se desprende de allí hasta después del parto. Sin embargo, en algunos casos, la placenta puede adherirse a zonas inadecuadas y causar complicaciones en el embarazo. En el siguiente artículo de paraBebés, te hablaremos acerca de qué significa placenta anterior alta y baja.

Tipos de placenta

¿Qué significa placenta anterior alta y baja? Existen varios tipos de posiciones de la placenta que no representan riesgo durante el embarazo y son consideradas normales. A continuación, veremos los tipos de placenta:

  • Placenta anterior alta: quiere decir que se encuentra insertada en la cara uterina más próxima al ombligo de la madre. Es la cara que habitualmente las mujeres acarician y a través de la cual se hacen las ecografías de seguimiento del embarazo. A través de la placenta anterior alta se puede ver si es niño o niña.
  • Placenta de cara posterior: la placenta posterior es la que se inserta justo al contrario, en la cara uterina que se encuentra más próxima a la espalda de la embarazada.
  • Placenta fúndica: es aquella que se inserta en la parte más alta del útero.
  • Placenta de localización baja: son aquellas que pueden tapar el orificio del cuello uterino, y por lo tanto pueden dificultar o impedir el proceso del parto normal.
  • Acretismo placentario: se refiere a aquella placenta que presenta un trastorno de adhesión o algún grado de invasión, ya sea al útero o a estructuras adyacentes.
  • Placenta oclusiva: es la peor posición. Se sitúa en el segmento inferior ocluyendo completamente la salida del útero. Esto puede dar hemorragias al final del embarazo cuando el cuello uterino se transforma para prepararse para el parto. Descubre los síntomas 15 días antes del parto.

Los tres últimos tipos de placentas no son consideradas normales por su sitio de inserción y necesitan un seguimiento especial para evitar complicaciones como una hemorragia intraparto, con alta morbilidad materna y fetal asociada.

¿Qué es placenta anterior alta?

La placenta anterior alta, también conocida como placenta fúndica, se encuentra en la parte superior del útero de la madre. Esta inserción en la parte superior se ubica más cerca a las trompas de Falopio y es el mejor lugar para la fijación de la misma.

La razón por la cual se considera la mejor ubicación de inserción se debe a que le permite al bebé moverse a la posición anterior justo antes de nacer. Así pues, los movimientos del bebé en la placenta anterior alta son los que las madres notan cuando se mueve en el interior del útero. Por otra parte, si hace frente a la espina dorsal de su madre, la corona de la cabeza del niño puede hacer su camino en dirección del canal del nacimiento. En un parto normal sale la placenta anterior alta.

Qué significa placenta anterior baja, causas y tratamiento

Si te preguntas qué significa placenta previa o placenta anterior baja, esta se refiere a una implantación placentaria en el segmento uterino bajo, ya sea muy cerca o con algún grado de cobertura del orificio cervical interno. Suele presentarse con sangrado indoloro hacia finales del segundo trimestre. La placenta anterior baja se clasifica según la inserción en el segmento uterino y según su colocación.

Clases de placenta anterior baja

Esta clasificación de la placenta anterior baja se puede diferenciar en los siguientes tipos:

  • Tipo I: placenta de inserción baja: No llega hasta el cuello del útero.
  • Tipo II: placenta marginal: Llega hasta el orificio cervical, pero no lo cubre o tapona.
  • Tipo III: placenta oclusiva parcial: El orificio cervical aparece parcialmente cubierto por la placenta.
  • Tipo IV: placenta oclusiva total: El orificio cervical está totalmente cubierto por la placenta.

Causas de la placenta anterior baja

Las causas de la placenta anterior baja más comunes incluyen los siguientes aspectos:

  • Multiparidad
  • Cesárea previa.
  • Anomalías uterinas que inhiben la implantación normal, por ejemplo, miomas o legrado previo.
  • Cirugía o procedimiento uterino previo, por ejemplo, miomectomía o múltiples procedimientos de dilatación y legrado.
  • Tabaquismo. En este artículo, te contamos los efectos del tabaco en el cerebro.
  • Embarazo multifetal.
  • Edad materna avanzada.

Tratamiento de la placenta anterior baja

El tratamiento varía de acuerdo a la gravedad del sangrado y del estado general de la embarazada. Ante un primer episodio de sangrado vaginal se debe:

  1. Hospitalizar a la paciente en un centro hospitalario para observación.
  2. Reposo modificado: abstenerse de cualquier actividad que aumente la presión intraabdominal durante un largo período de tiempo, por ejemplo, las mujeres deben evitar la posición de pie la mayor parte del día
  3. Interrupción de las relaciones sexuales: pueden causar sangrado al iniciar las contracciones o a través del traumatismo directo.
  4. Si el sangrado se interrumpe, en general se permite la deambulación y el alta.
  5. Si la mujer está estable, el parto se realiza entre las 36 semanas/0 días y las 37 semanas/6 días.

En general, en un segundo episodio de sangrado, las pacientes son reinternadas pueden mantenerse en observación hasta el parto. El parto está indicado en caso de sangrado abundante o descontrolado, resultados preocupantes en la monitorización fetal o inestabilidad hemodinámica materna. En este artículo, te contamos cuánto dura el sangrado después del parto.

 

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Qué significa placenta anterior alta y baja?, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud en el embarazo.

Bibliografía
  • Ávila S, Alfaro T, Olmedo J. (2016). Generalidades sobre placenta previa y acretismo placentario. Revista Clínica de la Escuela de Medicina UCR – HSJD. 6: 3.