Compartir

Mi bebé se ha caído de la cama, ¿qué hago?

 
Por Sheila Peón. 15 enero 2020
Mi bebé se ha caído de la cama, ¿qué hago?

Muchos de los accidentes infantiles, ya se produzcan dentro o fuera del hogar, requieren asistencia médica. Estos representan la primera causa de muerte en Europa en niños menores de 3 años, y un gran número de ellos se pueden evitar si previamente ponemos medidas de seguridad.

Dentro de los accidentes nos podemos encontrar las caídas, siendo estas las lesiones más frecuentes entre los pequeños, pero por suerte la gran mayoría se quedan simplemente en un susto.

Si te preocupa no saber cómo actuar si tu bebé se cae, en este artículo de paraBebés veremos qué es lo que hay que hacer en caso de caída de un bebé, las consecuencias que suponen las caídas, los signos de alarma a los que deberemos estar muy atentos y unas cuantas recomendaciones para prevenirlas.

Qué hacer en caso de caída de un bebé

Si un día tu bebé se cae desde una altura puede que te lleves el susto de tu vida, algo totalmente lógico. Si se cae desde la cama, al menos no es una altura demasiado exagerada, ya que a partir de una distancia de más de 1'5 metros es cuando existe más posibilidades de lesiones internas. Ante todo, intentad estar tranquilos. Son momentos de tensión pero hay que tener la cabeza fría para ver el estado en el que se encuentra el bebé y vigilarlo posteriormente.

Lo primero y más importante es saber si ha perdido el conocimiento, si vomita o si parece muy adormilado. En cualquiera de estos casos hay que llevar al bebé al hospital.

Si no ocurre ninguno de los tres, tendremos que buscar en qué partes del cuerpo tiene golpes, prestando especial atención a la parte más delicada, la cabeza. Puede que nos encontremos un chichón o enrojecimiento en la zona donde se haya dado el golpe. Observar también los brazos y las piernas por si hubiera alguna fractura, así como el abdomen, el pecho y la espalda.

Una vez que hayamos localizado el golpe, podemos aplicar frío local sobre la zona para evitar la inflamación. Si hay herida abierta se deberá lavar y desinfectar y, en el caso de que esta sangre mucho, acudir al médico por si hace falta suturar.

Consecuencias de caídas en bebés

Las consecuencias serán más o menos leves dependiendo del peso del bebé, que como suelen pesar poco, los golpes son bastante menos intensos que los de los adultos. También dependerán de la altura desde la que se haya producido la caída, cuanto más alta haya sido peor.

La consecuencia más peligrosa son los golpes en la cabeza, ya que pueden dar lugar a hemorragias internas. Pero si el bebé es pequeño aún tendrá la fontanela abierta y esto hace que en caso de que se produzca presión dentro del cráneo se aliviará en parte.

También nos podemos encontrar contusiones, heridas y fracturas. Esa frase popular de “los niños son de goma” tiene su parte de razón, ya que los huesos de los bebés son más blandos y elásticos que los nuestros, por lo que es más difícil que sufran algún daño.

Signos de alarma después de una caída en un bebé

En determinadas situaciones será necesario acudir al hospital. Son las siguientes:

  • El bebé tiene menos de 6 meses.
  • Se ha caído desde una altura mayor a 1 metro.
  • Presenta alguna herida que sangra mucho y necesita sutura.
  • En algún momento ha perdido el conocimiento.
  • Presenta más sueño de lo normal o actúa de una forma extraña.
  • Vomita repetidamente y tiene un llanto imposible de calmar. En el siguiente artículo encontrarás más información sobre los vómitos en bebés.
  • Camina o manipula con dificultades.
  • Realiza movimientos raros con las extremidades, los ojos o la cara.
  • Observamos un líquido claro que le sale por las orejas o la nariz.

Recomendaciones para prevenir las caídas

Muchas de las caídas que se producen en bebés se pueden prevenir si llevamos a la práctica una serie de medidas, como las que te contamos a continuación:

  1. Nunca lo dejes solo o sin vigilancia sobre un sitio alto en el que no esté sujeto, ni siquiera un segundo. Aunque pienses que el bebé todavía no se da la vuelta él solo, cualquier día sin esperarlo lo puede hacer, incluso antes de que cumpla los 6 meses.
  2. No te separes de él cuando esté en el cambiador. Cuando le cambies el pañal en el cambiador, procura tener todo listo y a mano antes de tumbarlo. Si necesitas coger algo, que esté cerca y apoya tu mano sobre la barriga del bebé para sujetarlo.
  3. Los barrotes de la cuna deben tener un ancho que no permitan que quepa la cabeza del bebé entre ellos.
  4. Conoce las normas de seguridad. Cuando vayas a comprar el cochecito, la silla del coche o la mochila portabebés y demás objetos sobre los que se vaya a dejar al niño, fíjate que cumplan con la normativa de seguridad.
  5. Cuidado con los desniveles: si vuestra casa tiene escaleras, la mejor opción es colocar barreras y mantenerlas siempre cerradas.
  6. Cuando vayas de compras al supermercado, utiliza las sillas destinadas para los niños y evita que esté de pie dentro del carro o de la cesta.
  7. Protege las esquinas puntiagudas de los muebles por si sufren una caída que no se las claven.
  8. Que las ventanas y balcones cuenten con dispositivos que bloqueen su apertura, así como no colocar nada debajo de la ventana a lo que se pueda subir o trepar.
  9. Tener especial cuidado con el suelo resbaladizo de la bañera. Existen en el mercado pegatinas o alfombrillas antideslizantes para evitar que se resbalen.

Si deseas leer más artículos parecidos a Mi bebé se ha caído de la cama, ¿qué hago?, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud del bebé.

Bibliografía
  • Asociación Española de Pediatría. (2013). Guía práctica para padres desde el nacimiento hasta los 3 años.
  • Galán Bertrand, L.; (2018). Accidentes domésticos, ¿qué debemos vigilar?
  • Garrido García, J.; (2017). Qué hacer si mi bebé se cae de la cama.

Escribir comentario sobre Mi bebé se ha caído de la cama, ¿qué hago?

¿Qué te ha parecido el artículo?

Mi bebé se ha caído de la cama, ¿qué hago?
Mi bebé se ha caído de la cama, ¿qué hago?

Volver arriba